Criticas Reconstructivas: Semana del 13 al 19 de Diciembre

23 diciembre, 2010

Hola a todos, y bienvenidos a las Criticas Reconstructivas: Especial Navidad. ¿Que tiene de especial? Bueno, que hay un montón de reseñas. Um, como la mitad de las semanas. Que sale tarde… como muchas semanas. ¿Que es la última edición del año? Dejemoslo en eso.

En cualquier caso, aqui están los últimos tomos de 2010, de Panini, y alguna cosilla más. A ver si dejamos el listón alto este año. Porque tenemos:

Asedio: Campo de Batalla

P: Este tomo tiene cinco especiales, cada uno de su padre y su madre, que sacó Marvel para rellenar durante el último mes del crossover, porque ya es costumbre que las editoriales saquen especiales y miniseries en cada crossover, a veces para no interferir en series en curso, a veces porque quieren contar algo importante sobre la participación de algún personaje que no tiene serie y a veces porque si

El primero está escrito por Chris Gage, que hará uno de los crossovers más importantes en Iniciativa, pero sin embargo, su especial no tiene que ver con eso (curiosamente, porque hay más de un personaje de Iniciativa que pegaría que pasase por aquí) sino que es un especial dedicado al (los) Capitan(es) America. Supongo que pensaban que era imprescindible sacar algo del personaje en el crossover, y Brubaker no quería molestarse. La historia transcurre entre los nº3 y 4 de Asedio, y tiene a los dos Capis enfrentandose a uno de los villanos recurrentes recientes mientras tanto. La idea central, sin embargo, tiene menos que ver con Asedio, y más con acontecimientos recientes de la serie del Capi. La idea es algo que buenos guionistas como Gage o Johns descubrieron hace tiempo, pero muchos otros son incapaces de notar, y es que si hay más de un buen candidato a una identidad, no hay porque elegir. Puede coexistir más de uno. Y eso es lo que quiere demostrar en este especial.

A: En general, creo que es una buena historia. Usa un recurso facil y unos cabezas de turco bastante irrelevantes pero lo importante, que es centrarse en Steve y Bucky está muy logrado, explorando las diferencias en estilo y modus operandi que les separan pero el espíritu que les une. Es un poco como el nuevo Batman Grayson, incidiendo en que aunque los dos personajes tengan personalidades distintas pueden compartir una misma esencia bajo esas diferencias.

P: Exactamente. La acción, el villano y los secundarios son sólo excusas para mostrar eso, y está bien mostrado. Gage se esfuerza en darle trasfondo a los secundarios, y una personalidad al villano, pero no dejan de ser típicos. Lo central es lo otro. Y tienes razón, si que se parece mucho lo que están haciendo con el Capi y con Batman, salvando las distancias. El dibujo, de un tal Federico Dallocchio (parte de la nueva cantera de novatos italianos de Marvel, igual que DC tiene de brasileños) es bastante pobre, sin embargo. 

A: Es horrible la forma en que dibuja el traje de escamas del Capi, parece un pollo frito.

P: Es increible como los dibujantes recientes dibujan la cota de malla: Capi Pollo Frito, Capi Puercoespin, Capi Bloques de Lego pegados al torso…

La segunda historia en teoria es de Spiderman, y nos cuenta algo que había que contar en Asedio: Spiderman dandole su merecido a Veneno. En la práctica, aunque eso pasa, realmente es un número más de Ms. Marvel, con Spiderman de invitado y Veneno de villano, siguiendo con lo que Brian Reed ha estado haciendo en esa serie. Lo malo es que eso significa que son historias de superhéroes genéricas y bastante intrascendentes. Lo bueno es que Reed escribe un buen Spiderman (por algo es el suplente que escribe las historias de Spiderman que no quiere el Equipo de Guionistas Aracnido) y sus apariciones han sido lo mejor de la serie de Ms. Marvel.

A: Tiene bastante habilidad con los diálogos pero realmente me parece el especial menos justificado. Hay varias series de Spiderman y no cuenta nada especialmente concreto, una pelea que podía entrar en cualquier otra historia. Al menos me gusta que el comic asuma abiertamente que es una historia totalmente desconectada del resto de forma deliberada.

P: Tecnicamente, sólo hay una serie de Spiderman, aunque trimensual (Bueno, Telaraña es la segunda, pero sólo ha durado 12 números) y tampoco iban a cortar las tramas de la serie principal para meter esto. Al menos tener a Spiderman rematando a su impostor es algo importante (aunque se podria argumentar que debería pasar en la mini principal) y dos de los otros especiales son mucho más gratuitos.

A: En cualquier caso, es legible pero con muy poca chicha. La pelea sí, se tenía que dar, pero no es que aporte nada nuevo sobre ninguno de los personajes. 

P: El dibujo es de otro novato italiano, Marco Santucci, y es considerablemente mejor. Dibujo sólido superheroico, apropiado para la historia.

El mejor especial es, lógicamente, el de Kieron Gillen, el actual guionista de Thor, y el más implicado en la trama. Está dedicado al responsable de todo el tinglado, Loki, y aunque transcurre antes de Asedio, nos explica que demonios pretendía conseguir Loki con todo esto, que es algo que Bendis no se molestó en explicar (de hecho, Loki no aparece más que al principio y al final) Y es una delicia, con un Loki verdaderamente astuto y manipulador, en una historia inteligente y compleja, usando bien tanto mitología nórdica olvidada como mitología Marvel más habitual, con Loki siendo más listo y chulo que nadie (pero sin pasarse) y dejando muy claro que es lo que le motiva y porqué.

A: ¿Tú crees que usa muy bien la mitología Marvel? No vi nada claro lo de Mefisto, pero vamos, no fue obstáculo en absoluto para disfrutar la historia. Me gusta mucho el uso de Loki, es un personaje que siempre ha tenido un gran potencial y que ha sido alternativamente bien usado y desaprovechado. Esta es claramente una historia del primer tipo, define cuales son sus metas y el código que sigue.

P: La interacción entre los distintos submundos, como el de Mefisto y el asgardiano se ha establecido muchas veces, desde la reciente MI13 hasta la clásica Mefisto vs 4 Héroes, que ya puestos, tenía un argumento similar, aunque no tan bien hecho (con Mefisto en vez de Loki, y Hela en el mismo papel) Aquí dibuja Jamie McKelvie, el colaborador de Gillen en el debut de ambos, Phonogram, y aquí lo pudisteis ver en un capítulo de Shield. Dado su estilo, no parecería apropiado para esta historia, pero resulta que le va bien a discotecas reales, mundos alienígenas y peleas de seres mitológicos.

A: Es muy expresivo. Me gustan mucho su Loki y su Hela. Además, narra muy bien. Parece un tipo bastante adaptable a todo.

P: Si, es muy bueno, y ojala en Marvel le tengan en consideración como a Gillen. Después toca un nombre que a lo mejor le sonara a alguien: Jóvenes Vengadores. ¿No? ¿Una serie que Marvel lanzo a bombo y platillo hace años y que después desapareció en el eter porque el guionista está demasiado ocupado escribiendo culebrones para continuarla? ¿Y que apenas aparecen más qeu en crossovers y miniseries escritas por gente mucho mejor que su creador? Pues aquí toca otro especial para recordarnos que aún existen (y porque Bendis los ha metido en Asedio, pese a que tiene mucho menos sentido que aparezcan que otros que no saca). La pena es que no lo escriba Cornell, que escribió muy bien a los personajes en la miniserie reciente, sino un abonado a los adolescentes, Sean McKeever. Desgraciadamente, al igual que su trabajo más famoso hasta ahora, Jóvenes Titanes, está muy limitado editorialmente. Aquí al menos no le reescriben todo, pero tiene que escribir un número literalmente de relleno, porque nada le puede pasar a los JV hasta que no vuelva su creador, porque en Marvel no tienen agallas para mandar a la mierda a un “famoso” aunque sea un caradura que les está haciendo perder dinero, y tengan a gente dispuesta mucho mejor que él. En cualquier caso… una historia de relleno, entre los nº3 y 4. Tienen algo de aventura y acción contra los Villanos de Relleno estándar de Marvel, hay algo de drama que no va a ninguna parte, y el romance entre Eli y Kate da su enésimo paso adelante y atrás.

A: No conozco a los personajes y no me han dado muchas ganas de conocerles. Hay que reconocerle a McKeever que tiene un ritmo muy bien llevado, a pesar de no pasar muchas cosas la historia se sigue muy bien, es ágil. Esa especie de romance no me interesó mucho pero sin embargo el tema de que uno de ellos sea un fan de la mitología asgardiana. Me hace mucha gracia que pueda haber un mitómano de algo que, en mundo Marvel, existe en realidad.

P: ¿Por qué? ¿No hay fans y estudiosos de músicos y autores y otra gente así en el mundo real?

A: No digo que no, digo que es mucho mejor ser un estudioso de la mitología cuando está viva.

P: Eso fue un detalle, en cualquier caso. La verdad es que es una muestra típica de McKeever. Está bien escrito, pero no es nada que diga nada nuevo sobre los personajes, o se te quede memorablemente. 

El dibujo es de Mahmud Asrar, que es uno de los colaboradores de Jay Faerber en sus series de Image que se han llevado a una editorial grande recientemente (DC se ha llevado al otro). Faerber y McKeever tienen sensibilidades parecidas, así que le pega bastante, y no resulta mal.

A: Yo he visto a los personajes prácticamente como siempre, sigue perfectamente la estética de Jóvenes Vengadores.

P: Por último viene uno que en teoría era necesario, pero en la práctica podían haberselo ahorrado. Es un especial de Guerreros Secretos escrito por Jonathan Hickman, el autor de la serie, así que es como tener un número más de la serie, pero sacado de la numeración para no interrumpir las sagas complejas que tiene. Hasta ahí bien. Además, dado que el hijo de Ares es uno de los Guerreros Secretos, es lógico contar una historia sobre como reacciona a la muerte de su padre. (Aunque es de esperar que tenga más consecuencias más adelante) El problema es que la reacción que nos cuentan es… una tontería. Y no por como reacciona necesariamente. En el fondo es un niño y está pegando una rabieta, es comprensible. El problema es que es un número entero contandonos esa rabieta, y por extensión, lo terrorífico que es Fobos. Bien, pero no necesitabamos tanto espacio para eso, y al final se vuelve tonto y cansino en vez de impresionante. 

A: Si, es una historia bastante penosa la verdad. No consigue impactar nada ni analizar nada al personaje.

P: Un comentario escueto, pero la historia tampoco merece mucho más. El dibujo es de otro novataliano más, Alessandro Vitti, y no lo hace mal, aunque podría haberse esforzado un poco en dar más detalles, fondos, o algo que no fuese Fobos masacrando gente.

A: Tampoco las escenas de Fobos machacando son muy impactantes visualmente, de lo contrario habrían ayudado un poco a crear ambiente. Pero nada, totalmente frío.

P: ¿Es un tomo necesario para Asedio? No, a menos que seas muy completista, y aún así, son detalles muy pequeños los que ofrece. Si eres fan de algunos de los personajes o guionistas implicados si que puede resultarte atractivo, y te puedes encontrar con alguna sorpresa agradable. Recomendado (7)

Caida de los Hulks: Hulks Rojos

 

P: Este tomo lleva dos miniseries relacionadas con la Caida de los Hulks, ambas escritas por Jeff Parker, futuro guionista de Hulk, y son una parte tan importante para la historia como las otras dos series, contando buena parte del trasfondo de la historia. La primera está dedicada al Hulk Rojo, pero antes de que alguien se haga ilusiones, no, no cuenta quien es. En Marvel han decidido exprimir eso lo más posible, entre otras cosas porque hasta que no han llegado Pak y Parker a montar la historia, no tenían ni idea de que hacer con el personaje. De hecho, para ser una miniserie supuestamente dedicada a él, dice más bien poco del Hulk Rojo. En realidad, es poco más que un narrador de historias relacionadas con otros personajes implicados en esta trama. Al menos la poca caracterización que tiene es consistente con la más interesante de manipulador que está teniendo en los últimos meses que el Mary Sue del principio.

A: Debo decir que el Hulk Rojo me hizo gracia la primera vez que lo vi, precisamente por la caracterización que le han puesto de cínico y manipulador, pero el alargarlo así sin aportar más información sobre él se está haciendo insostenible. Empieza a ser un personaje-recurso para integrarlo en historias que realmente cuentan algo sobre otros personajes.

P: Y eso que no has tenido que aguantarlo durante dos años, de los cuales sólo has visto lo mejor. Si hubieras tenido que leer el primer año donde era una cifra que sólo aparecía para ser chulo y derrotar al resto de Marvel (incluidos Thor y el puñetero Vigilante) habrías maldito el nombre del Loeb hace tiempo.

La primera historia recoge algo que Parker presentó en el especial Alpha, y es el Hulk Robot que debutó en la serie original de los Eternos y ha ido dando vueltas desde entonces. Parker le da un origen bastante complicado (que gracias al truco de las réplicas no contradice historias anteriores) para justificar que sea increiblemente poderoso y conectarlo con el origen cósmico del Hulk Rojo. Es un poco rebuscado, la verdad, pero al menos ofrece una visita por la historia de Marvel por un lado, y peleas por otro, contentando así a dos tipos de fans.

A: A mi ese capítulo me dejó con la sensación de que no había habido historia. Lo más relevante es el flashback con el Hulk Robot pero luego apenas pasa nada.

P: También es cierto, es mitad apaño de continuidad, mitad tener la cuota de acción necesaria en una miniserie sobre una Masa.

La segunda historia recuerda un subargumento con Thundra que presentó el Loeb el año pasado y del que parecía no haberse acordado. También tiene su parte de navegar en la continuidad (aunque da la sensación, no confirmada, de que es una Thundra alternativa a la de siempre), pero al menos tiene más historia, en este caso la interacción entre Hulk y Thundra, los dos con personalidades fuertes. Es una buena manera de atar un cabo suelto que no prometía nada. Aunque resulta curioso que haya acabado tan pronto sin aprovecharse que la hija de Thundra y otro Hulk anda danzando por aquí también. Quizá es que es demasiado complicado, ¿pero para que sacar ambos personajes en series relacionadas si no?

A: Bueno, a la hija de Thundra le dan bastantes vueltas en la otra mini. En este caso, coincido contigo, también hay mucho de “reportaje sobre la vida de Thundra” pero es el número donde Hulk Rojo da su mejor perfil. Juega mucho con la ambigüedad y logra parecer inquietante e interesante. Pero, como decía, el que esto no parezca ir nunca a ninguna parte acaba quitándole efecto. Y sin embargo yo creo que esta Thundra está mucho menos lograda. No es que la versión original fuese un personaje de Shakespeare, pero el melodrama de ésta no me llega nada al alma. Y su reacción ante Hulk Rojo tampoco es especialmente brillante. Normalmente proyectar a un personaje contra una figura del estilo de Hulk Rojo ayuda bastante a definirle, pero no ocurre en este caso.

P: Realmente, da la sensación de que Parker tenía que atar el cabo suelto del Loeb, y lo ha hecho sin tener mucho que decir y queriendo librarse de ella sin más en un número. Tampoco ayuda que esta versión de Thundra es más simple de lo que era antes (o la otra).

La tercera historia ata otro cabo suelto gordo, y es porqué y cómo transformaron a Rick Jones en una nueva Abominación. Es el número que más parece sacado de la serie de Pak, entre otras cosas porque es una historia de Bruce Banner, no del otro Hulk. Y es la mejor del tomo. Caracteriza perfectamente tanto a Bruce como a Rick (dandole también su parte al Hulk Rojo en el tira y afloja) y capta muy bien su relación y la culpa mutua que hay entre ambos. Además, Parker demuestra que sabe escribir genios, haciendo que vean venir la típica cosa que los lectores ven venir y los personajes no, y preveerla.

A: Puedo coincidir con este último. Pero no conque sea la mejor historia del tomo. Lo sería si el tomo fuese de hace 25 años ¿dice algo nuevo ahora explorar la culpa de Rick sobre el accidente que creó a Hulk? Eso y que toda la historia se desarrolle totalmente alrededor de un “vamos, lucha en tu interior” que además se hace muy repetitivo después de leer tantos Noche Más Oscura la hacen muy, muy acartonada. Podría ser una historia buena. Pero una historia clásica, una historia de Biblioteca Marvel.

P: Hombre, Rick está en una situación nueva, eso es lo nuevo para el personaje. Tiene una manera de manifestar su culpa distinta, que hace que Banner a su vez se sienta más culpable, etcetera. Y la lucha interna está hecha de manera más inteligente de lo habitual, y al final no es lo más importante. 

El último capitulo es una historia extraña que es básicamente el Lider soñando con lo que pasaría si sus planes funcionasen. El resultado es bastante divertido, mezclando elementos utópicos con elementos de venganza de supervillano, y dandole finales apropiados a todos los implicados en la historia. La gracia de todo esto, aparte de meternos en la enorme cabeza del Lider, es que no es de relleno, sino que sirve para avanzar el juego de ajedrez a diez pasos vista entre los Hulks y la Inteligencia, donde cada vez que uno ha previsto lo que va a hacer el otro, el otro ha previsto eso a su vez. Es lo mejor de la Caida de los Hulks, y aquí hacen otro buen ejemplo de eso.

A: A mi me gustó más este capítulo que el anterior. Lo peor es que no aprovechen más a MODOK. Esto parece un duelo únicamente entre el Líder y Banner, con Hulk Rojo jugando al despiste. Y la historia que tiene efecto es la que MODOK y Líder hacen a un año vista. La anterior visión del Líder no es especialmente divertida. El número tiene altibajos pero es verdad que tiene un cierre brutal.

P: El dibujo viene de dos españoles (la otra gran cantera de Marvel y DC) que han estado dando tumbos por aquí y allá, Fernando Blanco y Carlos Rodriguez. Se adaptan bastante bien al estilo de Pelletier en la serie principal, de manera que no desentonan. Están bastante bien.

A: Me gusta más Carlos Rodríguez. Fernando Blanco a veces juega tanto a la sombra que la escena queda difuminada y un poco difícil.

P: Creo que a mi me gusta más Blanco, pero a veces tengo dificultad para distinguirlos.

La otra miniserie del tomo se titula las Salvajes Hulkas (ugh), pero pese a lo que diga el título español no va mucho de la Hulka Roja, va más de la nueva Hulka hija de Thundra que tuvo la miniserie hace unos meses y la historia de complemento en Hulk hace poco. Como la otra mini, nos cuenta lo que han estado haciendo los personajes mientras sus contrapartidas masculinas estaban haciendo sus cosas en las series principales. Contarnos por fin la historia detrás de la primera aparición de la Hulka Roja (por supuesto, sin dar ninguna pista de quien es) explicando la estupidez de que llevara ropa de otros personajes. (Parker no puede hacer algo digno con eso) Explicarnos como pasó la nueva Hulka de ser Agente de ARMOR a ser parte de los Cuatro Terribles (que queda un poco rebuscado y un cambio abrupto de personalidad, pero es lo que pasa cuando le cambias de guionista a un personaje, y sobre todo, cuando intentas justificar tonterías del Loeb) Y después, ver que estaban haciendo las tres Hulkas durante la Caida de los Hulks y el principio de la siguiente historia. No está mal del todo, pero no está a la altura de la miniserie anterior. No da tanta caracterización, ni aporta tanto a la historia, ni es tan divertido.

A: Hay mucha parte de “Informe Semanal” sobre las Hulkas. Sorprendentemente no sólo de la hija de Thundra sino también de Jennifer Walters, nos vuelven a contar toda su batalla vital. Y con Hulka Roja, como con su contrapartida masculina ni un dato. Y sólamente una historia tópica sobre estimularla para que tome una decisión que al final toma sin saberse muy bien por qué. Y luego un tema de admiración de la niña Thundra por Hulka Walters que está algo logrado, y cómo ella logra hacerle cambiar de actitud sobre su madre. Aunque que eso esté bien no excusa el epílogo patéticamente azucaroso que le meten. Bastante floja en general.

P: El dibujo es del también español (y no es casualidad, todos eran invitados a Expocomic esa semana) Salva Espín, y se nota mucho la influencia del entintador. Es mucho mejor en el primer número que en los siguientes, donde se desmadra demasiado. En cualquier caso, el dibujo aquí se parece al de McGuiness en la otra serie, para equilibrar, aunque algo más estilizado.

A: Cuesta creer que es siempre el mismo tipo. El de las caras expresivas y bonitas del primer número y el de las caras triangulares y pelos a lo Dragon Ball del tercero (sobre todo a partir de la mitad). Sabe hacer bien los momentos de impacto pero si es tan descuidado por partes, no compensa.

P: En definitiva, un tomo que es casi imprescindible para los que estén disfrutando de la Caida de los Hulks, aunque tiene momentos muy buenos y otros bastante peores, entre otras cosas porque está muy limitada en lo que puede contar por la serie principal y que no puede decir casi nada de dos de los protas principales. Recomendado (7)

Exiliados: Déjà Vu

P: Este es el tercer volumen de Exiliados. Entero. Es lo que pasa cuando relanzas una serie de segunda dos veces consecutivas sin descansar, y en este relanzamiento pones autores poco famosos y personajes poco famosos. Obviamente, se pega un batacazo. Y es una lástima, porque si le hubieran dado tiempo para que la propiedad descansara, o hubiera sido una miniserie para abrir boca, probablemente le habría ido bastante mejor. Porque sin exagerar, es lo mejor que han hecho con el concepto desde los primeros números de Winick. Recupera la gracia y la emoción de esos primeros números, la frescura de poder jugar con el Universo Marvel de manera nueva e ilimitada, y el ir conociendo a personajes que son a la vez nuevos y familiares. En vez de la fórmula en la que degeneró con Winick, y el “¿Que demonios?” de Claremont. Escribe Jeff Parker, el de Agente de Atlas y el tomo de más arriba, y la idea es volver a los orígenes, pero de manera nueva. Nuevo equipo de Exiliados (con paralelismos intencionados con el principio de la serie original), premisa simplificada, pero con una interpretación diferente de las cosas si leiste la serie anterior y sabes que no todo es lo que parece. El equipo está compuesto sobre todo por personajes poco utilizados o estropeados en los últimos años: Forja, al que han matado, o Bruja Escarlata y Polaris a las que volvieron locas y mandaron de paseo. Obviamente, estos personajes tienen bastante parecido con los origenales, ya que no los están usando, aunque tienen matices distintos. Los otros son versiones bastante distintas de la Bestia, Pantera Negra y Destello, que no son las vueltas a los orígenes que podrían ser, sino cosas más elaboradas. El resultado es una mezcla muy buena de personajes típicos de la Patrulla-X, con otros más mezclados con el Universo Marvel, buena mezcla de personalidad, y sobre todo, dan juego entre si, con versiones alternativas de hermanas y otros conectados entre si (Forja y Pantera mediante Tormenta, por ejemplo) o con buena parte del resto de Marvel.

A: El tema de los personajes es curioso. Dices que son menos conocidos. Vale, no hay un Rondador Nocturno pero todos son fácilmente identificables mientras que los Exiliados originales tenían más miembros que o eran personajes nuevos o eran versiones demasiado alejadas de los personajes reales. Creo que eran un grupo bastante menos reconocible y atractivo para el lector. Este tiene todos los ingredientes justos. Como dices, tienen unos cambios de matices pero unos matices concretos que los hacen especialmente curiosos. Pero el grupo está conformado realmente pensando más en que haya una buena combinación de poderes que en otra cosa. De tal forma que con la variedad de habilidades, este grupo puede afrontar amenazas de todo tipo.

P: No he dicho que sean más reconocibles que los originales. Al contrario, tienen la ventaja de ser más famosos, pero con suficientes cambios para que no sea repetir lo mismo, y que no están tan explotados recientemente como para ser redundantes.

A: Has dicho que falló comercialmente porque tenía personajes poco conocidos. La anterior los tenía menos y duró mucho más.

P: Ah, pero no la estaba comparando con la original, porque las circunstancias son distintas. Si la original hubiera tenido estos personajes habría vendido más, probablemente, y si esta hubiera tenido a los originales se la habría pegado aún más. El problema es, sobre todo, que estando tan quemada la franquicia, habria hecho falta un equipo de Lobeznos para salvarla. (Y si, eso ya se hizo, lo se)

A: El problema es que luego la serie no ofrece nada especialmente original. Sí, tiene una combinación buena de personajes-tipo. Hay un graciosete efectivo, algún personaje con carga dramática… es como un planning que funciona muy bien sobre el papel pero al que luego le falta bastante química.

P: ¿Tu crees? Yo creo que la combinación de personalidades también está muy equilibrada y con mucho potencial. Aparte de las conexiones entre ellos, está el lider estoico pero sufrido (mejor llevado que Mimico en la original), un graciosillo (bastante gracioso sin llegar a ser irritante, porque tiene más de lo que aparenta), un bruto (con un giro que no tarda demasiado en revelarse), el misterioso… y luego Polaris y la Bruja que si que son bastante redundantes, aunque eso se soluciona en el último número, cuyas consecuencias no llegaremos a ver, desgraciadamente.

A: No, si digo que vale, que bueno. Que es como que han hecho todas las mediciones para llegar al equilibrio perfecto de los personajes y luego pues sí, sale una historia que cumple muy bien pero es totalmente estándar. Es como un modelo muy perfeccionado de historia estándar pero no arriesga nada.

P: Creo que hay suficientes giros tanto en los personajes como en la historia como para que sea más que estándar. Además, ten en cuenta que esta es la primera historia (o dos primeras, depende). Van de establecer el estándar. Seguramente de haber seguido, habría ido cambiando.

A: Me gusta no haber perdido a Morfo, que deja de formar parte del grupo y funciona como conductor. Le pega bastante y le sigue dando margen para hacer el payaso como le gusta. En cuanto a las realidades alternativas, me gusta sobre todo cómo juega con las realidades de las que vienen los protagonistas. En aquellas en las que tienen que moverse, no es que estén mal pero suenan a desaprovechadas. Podría haber unas conexiones más brillantes y unos giros más espectaculares con la gama tan amplia de posibilidades que tiene. Y sin embargo son unas premisas cumplidoras pero nada sorprendentes.

P: Las realidades de las que vienen son bastante originales, por lo que vemos. Las otras, depende. La primera que vemos es una realidad alternativa de la Patrulla-X, en la que es de agradecer que no sea apocalíptica. De todas maneras, la gracia ahí no es la premisa del universo, sino como juega Parker con una plantilla muy grande mutantes, más y menos conocidos. Sin dejar de ser ellos mismos, los mete en una situación muy distinta, y salen conexiones y resultados nuevos, que dan para muchas buenas situaciones.

A: Lo que sí tiene es una buena lista de guiños simpáticos. Tanto los robots que pasean por la calle en mundo androide como ver a Mr. Sensible (X-Statix) de camarero de hotel en la realidad del último número.

P: Cierto. Sin embargo, los muchos cameos son casi lo único bueno del segundo universo. Ese si que es del molde típico de “Tierra controlada por bichos” sin mucho interés ni aprovechan mucho a los nativos. Aún así, es divertido ver como reaccionan los Exiliados, y tiene un par de giros originales. Otra de las cosas buenas de la serie, aparte de personajes e imaginación, es que a veces es muy graciosa. Igual que Winick originalmente, hay un personaje que siempre es divertido, y de vez en cuando hay diálogos muy buenos. Hay uno sobre Lobezno en el nº2 (que parte de un buen cliffhanger… otra cosa que hace bien) que es desternillante.

Mención aparte para el último número, hecho a última hora después de saber la cancelación de la serie (en el anuncio mencionaban una historia distinta), donde Parker no sólo tiene que explicar todo sobre esta serie en 30 páginas, también sirve de cierre para los 140 números de Exiliados en general, explicandolo TODO satisfactoriamente. Así, de un tirón, no sólo explica el porqué de la serie, y la conexión con la original, también da una explicación de todas las inconsistencias en las distintas explicaciones de la serie original, el porqué revelaciones post-Winick no encajaban con la premisa original, o porque han dado 3 o 4 “verdaderos” responsables distintos detrás de los Exiliados. A veces se hace un poco complicada al leerla, sobre todo si no leiste la serie original (y mete a un personaje que no tiene nada que ver con la serie hasta ahora, contradiciendo su ya de por si complicada historia, supongo que porque era un plan que tenía… podia haberselo ahorrado al recortar), pero a cambio da una buena explicación global a todos los muchos problemas de la serie e incluso hace pequeñas menciones a todos los cabos sueltos de las dos series anteriores, a todas las cosas sin explicación, y al estilo típico Parker, incluso mete referencias sutiles a sus otras series. Todo esto, de manera que casi no molesta si no pillas las referencias, aunque la verdad es que a diferencia del resto del tomo, esa parte del número es más para viejos lectores.

A: Yo me habré perdido más de la mitad y aun así sigue siendo muy fácil de leer, sobre todo para los que les encanten las historias de “grandes revelaciones explicativas” y a mí me encantan. Me hubiese encantado el último capítulo de Perdidos aún sin haber visto la serie. Y esto es casi lo mismo (aunque con explicaciones más satisfactorias).

P: El dibujo es otra vez de Salva Espín, parece que Parker esté abonado. (aunque su primer trabajo fue en la mini de Control de Daños) Tiene un estilo mezcla de Marvel tradicional con dibujos animados, suficientemente clásico como para que todo el mundo sea reconocible, pero muy animado para transmitir el humor y la frescura de la serie. Espero que le den más trabajo pronto.

A: Aquí más regular que en la miniserie de las Hulkas. Y entronca bastante bien con el aspecto visual de la vieja serie de Exiliados.

P: Una pena que la serie haya durado tan poco, porque tenía mucho potencial (pero es habitual en Marvel que pase esto y el reciproco). Pero termina abiertamente, quizá se pueda recuperar algún día. En cualquier caso, los fans de los primeros tomos de esta serie que acabaran hartos, deberían echarle un vistazo a este estallido de gloria. Recomendado (8)

Nuevos Mutantes: Necrosha

P: Esto es el segundo tomo de la nueva serie de Nuevos Mutantes, una serie cuyo único motivo de existir es que Claremont hizo una serie muy buena hace 25 años, y hay gente ahora que tiene nostalgia de ella. Para que suene aún mejor, este tomo contiene no uno, sino dos crossovers distintos con grandes sagas, con una tercera en el próximo número. Eso siempre es buena señal de que tienen confianza en la serie, y de que el guionista (Zeb Wells en este caso, autor de algunos de los peores números del Spiderman actual) tiene ideas y libertad para contarlas. Como el título indica, la mayor parte del tomo se cruza con Necrosha (o Necrosha X, como dice el logo, pero me niego a mencionar un nombre tan estúpido), aunque realmente, no tiene nada que ver con la historia principal de Necrosha. (Y es casi una pena, porque Selene debutó en Nuevos Mutantes) En realidad, como con X-Men Legado, es una excusa para resucitar personajes de la vieja serie. Claramente, es mucha coincidencia que la saga tenga la misma premisa que la gran saga de DC de este año, que lleva anunciada desde hace dos. Claro, que Kyle y Yost llevan preparando algo con Selene también hace un par de años, y en Fuerza-X resucitaron muertos el año pasado. Aún asi, coincidencia sospechosa.

A: Creo que es un poco enfermiza la obsesión por recuperar todo el status quo original de la serie de los 80, pero al menos hace que funcionen bastante bien. El regreso de Cifra está bien hecho, con una narración muy innovadora en el primer número gracias a las habilidades renovadas de Doug, que son una idea muy buena y muy interesante. 

P: Por un lado, si, es de un fanboy enfermizo. (Y encima no lo hacen bien. ¿Porque no está Loba Venenosa en la serie? Total, si en Fuerza-X apenas la usan) Por otro lado, Cifra es un personaje con potencial desaprovechado que murió tontamente, así que no pasa nada porque lo resuciten. Wells piensa bastante como aplicar las habilidades de Cifra para resultar competente y hasta inquietante, tanto de manera personal como en combate. Realmente, tiene muchísimas aplicaciones prácticas si te paras a pensar (que es algo que muy pocos guionistas hacen en franquicias como estas). Por otro lado, a veces se pasa haciendole supercompetente. Es decir, vale que sus poderes le permitan leer lenguaje corporal y así predecir lo que harán sus oponentes. Pero aún así, sólo tiene reflejos y velocidad humana, así que hay ataques que no debería poder esquivar. Y eso asumiendo que la resurrección le haya dotado de un cuerpo humano óptimo (una de las gracias del personaje originalmente era que no tenía un cuerpazo como el resto de superhéroes, demostrando que se podía ser heroico sin ser un super-atleta cachas, sólo hacía falta imaginación. Y por eso lo mataron, porque la mierda post-Claremont no tenía imaginación, y todo lo que no fuera estereotipico sobraba. Sería una pena resucitar a Doug para hacerle un luchador cuerpo a cuerpo más) Hablando de este detalle, ahí se nota una diferencia importante entre esto y la Noche Más Oscura, aparte de que NMO tiene algo más de argumento qeu pegarse con muertos durante meses. Allí, para bien o para mal, está clara la personalidad que tienen los no-muertos, si son los de verdad o no, las propiedades que tienen como muertos, y el aspecto físico. Aquí, depende de la serie, o incluso del momento dentro de la serie. Algunos mantienen libre albedrío, otros son esclavos. Algunos tienen la personalidad original, otros no. Algunos parecen normales, otros parecen reanimados por circuitos. Algunos son más resistentes que los vivos, otros no. Algunos sobreviven al final de Necrosha y otros no, al azar, que es lo más grave.

Volviendo a esta historia en concreto, la parte del regreso de Cifra, dejando aparte lo dicho antes, está bastante bien, reintroduciendo bien al personaje, y con bastante originalidad y pensar las cosas. Después hay una parte más floja, con el regreso de las nemesis originales de los Nuevos Mutantes, los Infernales. Y ahí se notan más los defectos de Necrosha y de esta serie. Wells tiene muy pocas ideas para la mayoría de personajes, y muchas veces son indistinguibles en personalidad. Los malos son sólo lacayos irrelevantes a los que enfrentarse, sin los choques de personalidad que tenían en la serie original (apropiadamente, haciendo de esta serie el zombie resucitado de Nuevos Mutantes Vol.1). Y para colmo, aunque sea un detalle menor, Tarot aparece como muerta, cuando dijeron hace mucho que estaba viva (precisamente en una nueva versión de los Infernales, en la Fuerza-X de JF Moore, mucho mejor que esto)

A: Realmente en los tres números de cruce con Necrosha pasan muchas cosas pero todo está supeditado al regreso de Cifra y Warlock y al reenganche con sus viejos compañeros. Otra cosa nueva que se introduce y que es una excepción a la obsesión nostálgica de Wells es la nueva Magik y el secreto que oculta. En el cuarto número se resuelven muchas dudas en un cara a cara super potente con Emma Frost.

P: Al menos se arreglan las inconsistencias con los guionistas que realizaron el regreso de Illyana, y dejan claro si es o no es la original, y de donde demonios han salido, sin meterse en las tonterias farragosas de mierda como (ugh) X-Infernus. Por otro lado, el quinto número deja claro que esto no es más que una resurrección de viejos tiempos, pero sin la gracia. Supuestamente, entre crossover y crossover, es un número para contarnos una aventura estándar del grupo, y decirnos porque demonios existen como grupo independiente dentro de la mega-Patrulla-X actual. El resultado es demencial. Cíclope se pasa todo el número insinuando que hay una razón, de acuerdo con su nueva mentalidad estratégica. Pero al final, la razón apenas se explica, y cuando la piensas, tiene poco o nada que ver con que existan los Nuevos Mutantes como grupo, o con esta alineación en particular. Al menos, tal y como se explica.

A: Me pareció bastante sorprendente que desarrollasen un tema de tal relevancia para Cíclope fuera de la serie principal. Y me da que, visto el resultado, Fraction estará tirándose de los pelos. Por el resto, creo que es la escena de acción donde mejor funcionan los personajes como equipo superheroico. Y siempre está bien que con el tema de Utopia se acuerden de mutantes marginales como los de la Tierra Salvaje. A mí con esas cosas me llegan al corazón. Por cierto ¿está el Torbellino en Utopía?

P: No, porque los villanos tienen libertad para hacer lo que quieran bajo Osborn. Por cierto, los de la Tierra Salvaje son mutados, no mutantes (aunque a veces se les olvida la diferencia) Y Ciclope ahora es como Osborn, no está restringido a una serie, sino que es el personaje al mando de toda la franquicia.

Fuera de la historia, sin embargo, la serie demuestra que no tiene razón de ser excepto nostalgia. Originalmente, eran el grupo de mutantes adolescentes estudiantes. Pero eso ya pasó. La segunda serie le dio la vuelta y los puso de profesores para la siguiente generación, que tenía sentido. Aquí, sin embargo, han vuelto, como grupo de superhéroes mutantes genérico. Tener a un antiguo grupo de amigos que han crecido da para historias, pero no es suficiente para llevar una serie entera cuando no hay otro concepto debajo, y menos, cuando Wells se ha empeñado en dejar a los personajes en lo más básico, quitandoles casi todos los rasgos distintivos adquiridos con los años. Al final, en vez de tenerles relacionandose orgánicamente cada uno con un desarrollo propio (como los Titanes de Grayson, que tenía la misma idea de superheroes veinteañeros amigos) o al menos una buena idea con la que jugar como el volumen 2, no, sólo queda imitar la serie original, pero sin las ideas nuevas, y reemplazando todas las emociones adolescentes con drama barato y la emoción que le ponía Claremont por desilusión desagradable. Con historias que son resucitar villanos clásicos, y perder de vista la gracia que tenían la primera vez sin poner nada nuevo. (Legion originalmente hablaba de traumas psicologicos y terrorismo. Ahora… es un villano poderoso con personalidades de chiste. Los Infernales eran una escuela rival, ahora son zombies) Joder, hasta visualmente son un mal remedo. La idea es que con el tiempo dejaron los trajes genéricos para graduarse a trajes originales. Aquí ni eso, todos con los trajes originales. Es como si la Patrulla-X estuviese aún protagonizada por los cinco fundadores, con los trajes originales. 

A: La verdad es que en este tomo apenas se puede notar eso que apuntas. La evolución del grupo está interrumpida primero por lo de Necrosha y el regreso de Cifra reconfigura toda la relación de personajes. Y después hay un número centrado en Cíclope con el grupo actuando simplemente como equipo de acción y un cruce con Asedio que sólo cuenta con Moonstar. En principio lo que el lector subido al carro (yo) ve es que, cuando menos, hay mimbres para construir unos Nuevos Mutantes diferentes. El tema es si Wells será capaz de aprovecharlos o si no lo será. O si no lo querrá.

P: La serie lleva 11 números, y crossovers o no, es tiempo suficiente como para haber presentado una dirección para la serie y al menos un elemento o dos distintivos para cada personaje, cosa que Wells no ha hecho. Al margen de todo esto está el crossover con Asedio. Parece que no, pero hay una conexión apropiada con la serie, que es volver a la idea que salió de la nada durante Utopia y no se volvió a mencionar, de Dani volviendo a ser Valquiria para poder vencer a Ares. Aquí, Gillen retoma por fin esa idea, con Hela pidiendo que le devuelva el favor, en una historia que es más secuela del especial de Loki mencionado más arriba, que conectada con Asedio propiamente dicho. Lo cual es para mejor, por otro lado. Tiene a una Moonstar muy bien caracterizada (con todo lo bueno de Claremont pero sin los diálogos distintivos), en una historia con un buen uso de mitología asgardiana, a base de elecciones dificiles. Que es muy apropiado para un personaje cuyos elementos centrales son el tratar de ser lider y tomar decisiones, el crecer, y el estar indecisa sobre a donde pertenece. Y lo hace sin repetir las historias originales de Asgard. Wells debería aprender mucho de Gillen. (Muchos otros también, pero ahora no viene al caso)

A: Es curioso que has visto algo muy distinto a lo que me ha parecido a mi. La historia no es que esté mal pero para ser enfocada en un personaje, no me parece que aproveche su caracterización ni que diga nada nuevo sobre él (ella en este caso). El conflicto que se le plantea a Moonstar y el drama que afronta por su decisión es perfectamente aplicable a cualquier otro personaje. Y el drama de la historia es que, exceptuando la vinculación asgardiana, el puesto de protagonista en esta historia es perfectamente intercambiable. Podría haber sido el Hombre Maravilla, Estela Plateada, el Hermano Vudú o el Ángel.

P: Otros personajes no se habrían visto metidos en la situación porque no han perdido los poderes, o se negarían a recibir ordenes de Hela, o harían el trabajo sin que les reconcomiera luego. 

A: Me refiero a que el conflicto y sus resultados no son nada específicos de Moonstar ni le causan unas consecuencias distintas que a otro personaje. Evidentemente, el contexto en el que se mete en esa situación es bastante propio de ella.

P: Volviendo otra vez a lo general, que mal uso hacen de Warlock todos los implicados. Ni tiene la gracia de la serie original, ni la madurez y nivel de poder que tenía en Aniquilación Conquista. Encima, al dibujante le sale fatal (parece un robot hecho con piezas de un basurero en vez de un multiforme tecnórganico) y hasta el traductor lo hace mal. Es decir, siendo una serie nostálgica, ya podrían haberse molestado en mirar como se traducía la manera de hablar de Warlock en los comics originales.

Ya hablando del dibujo, Diogenes Neves, el dibujante hasta el número 8, es bastante malo y chapucero. Aparte de su Warlock, los demás personajes también son feos y poco distinguibles, la acción es muy poco clara, y todo detalle o fondo brilla por su ausencia. Porque le dan trabajos importantes a gente como Talibao, Pham, Segovia o Talibao, no lo entiendo. 

A: Los mejores dibujantes son los del episodio de Cíclope y Frost/Nuevos Mutantes contra mutados de la Tierra Salvaje. Es, con diferencia, el episodio que mejor queda visualmente. Aunque el de Moonstar en Asedio tampoco está mal.

P: Los dos siguientes números los hace un tal Paul Davidson, que es de estilo similar, aunque narra y detalla mejor. Le ayuda David Lopez, y la diferencia es de la noche al día. Igual que con Nico Henrichon, que hace el último número. Se ve que le gustan estas series, porque sus únicos trabajos normales en Marvel han sido un número de New X-Men, Nacion X y esto.

A los fans de los Nuevos Mutantes que no discriminen mucho a lo mejor les gustará. La verdad es que alguna buena idea hay. Pero en general, escasea entre mucha nostalgia mal entendida y crossover gratuito. Neutral (5)

Noche Mas Oscura Nº8

P: Esto es el final de la gran saga DC de 2009 (2010 en España), porque esta es la época de finales de crossovers, y es la última en DC durante un año. Una cosa que se ha notado al leer el crossover es que está claro que era originalmente una historia de Linterna Verde a la que a mitad de prepararla la transformaron en una historia del Universo DC. Al final, todas las cosas importantes de la historia la hacen personajes del universo de las Linternas, y los demás están de decoración sobre todo. Por ejemplo, todo lo de los Linternas Suplentes que son superhéroes y villanos de DC, al final no ha servido de nada a la historia, igual que los crossovers que no son de Johns. 

A: Podemos decir que las consecuencias afectan a todos, pero sí, son consecuencias de un tema totalmente linternil. Aunque al menos de paso explican ciertas cosas generales del universo DC, como de dónde viene la importancia de la Tierra, o la realidad tras las múltiples resurrecciones de personajes.

P: Por otro lado, tiene cierto sentido que si vas a hacer algo así, afecte de cierta manera a otros personajes. Pero no toda saga cósmica tiene que tener crossovers. Si, todos tienen muertos con cosas que decir, pero al final eso ha degenerado en docenas de historias practicamente iguales. Todo por sacar dinero en plan Didio. Aunque si que hay que decir, que aunque el resto de DC no haya afectado a la historia central de Linternas vs Nekron, si que han pasado cosas bastante importantes para algunos personajes, y si que se han dicho cosas sobre algunos de ellos. Normalmente, y casi restringido, a lo que ha hecho Johns, pero tampoco se podía esperar otra cosa.

A: Supongo que sobre el papel la idea era buena: “Voy a hacer una historia con zombis de personajes, usad a vuestros zombis favoritos en vuestras series”. En la mente de Johns sonaría magnífico “Uy lo que haría yo siendo guionista de X con un zombi de X” pero para muchos guionistas de series, la interrelación fue un estorbo y la liquidaron como buenamente pudieron, haciendo una historia genérica por pasar el trago.

P: En la serie principal si que ha salido bien, porque había muchas cosas que contar aparte de enfrentarse al Linterna Negra de tu tía o de tu ex-compañero de pupitre. Si acaso, hay algunos combates que prometían que apenas se han explorado (pobre primo de Hal, muere ignominiosamente por segunda vez) y hay alguna ausencia extraña (El padre de Hal, por ejemplo, después de la lata que daron con él)

La verdad es que después de 10 años, Johns ha perfeccionado una fórmula que funciona muy bien para este tipo de historias. Si ya has leido varias, se ve venir un poco, pero aún así ha tenido sus giros inesperados (desde el “Morid”, hasta el giro inesperado al final del nº7, o sobre todo, que la manera con la que muchos pensaban que se iba a resolver todo, resultara inefectiva en el nº5) Otras cosas en retrospectiva son obvias, pero logró que no fueran tan predecibles (tanta mención de los resucitados para presagiar que iban a ennegrecerse, que muchos de los protas iban a ser Linternas Suplentes, incluso lo que pasa con Sinestro) y aunque como se esperaba, al final Hal salva el día, no es de la manera que todo el mundo esperaba. No lleva un anillo de cada color.

A: La verdad es que toda la historia está perfectamente construida, Johns se dio una buena pensada e hizo el plano perfecto del desarrollo. Se nota mucho, y lo recomiendo a todos, leyéndola seguida de un tirón. No sólo notas lo bien atado que está todo desde el principio (evitando improvisaciones absurdas que destrozaron otros crossovers de DC) sino que tiene un ritmo increíble y el uso tan bueno que hace de los cliffhangers te obliga a abrir el siguiente número acto seguido de haber cerrado el anterior. Eso es talento.

P: Efectivamente, todo eso ha ido acompañado de un ritmo muy bueno. Había una sorpresa, o algo llamativo en cada escena, y la acción únicamente se detenía cuando había que explicar algo (que normalmente iba acompañado de algo chulo en el dibujo para que no fuese aburrido) o para tener caracterización de esa que Johns hace bien. Y cada número con un gran cliffhanger.

A: Además que todo el tono terriblemente cósmico y definitivo de la historia ayudaba muchísimo a que hubiese momentos potentes. Mira que lo repitieron pero no dejaba de ponerme los pelos de punta el “Fulano, de planeta X, ÁLZATE”.

P: Si, aunque el momento que realmente echaba para atrás, en el que pensabas que estaba todo perdido, era el “Morid” en el nº5, con los anillos persiguiendo a Barry y a Hal. Cliffhangers muy bien resueltos, además, ninguno acaba siendo tramposo. Y también, todos los reclutamientos de los distintos colores quedaban emocionantes. Todos los “Todo irá bien” azules, incluso. Otra cosa curiosa es que aparte de la sensación de épica cósmica, que Johns ya demostró que sabía hacer, aquí ha intentado mezclarla con algo de sensación de película de terror, cosa lógica en una historia sobre zombies. Y efectivamente, muchas veces quedaba tétrico. Nekron es todo un horror cósmico, Mano Negra es realmente asqueroso, y los Linternas Negras eran terrores imparables. Muchos guionistas actuales, incluido el propio Johns, abusan de la casquería y las muertes gráficas para dar impacto a sus comics. Y aunque aquí hay mucho de eso, sobre todo en la primera mitad, hasta cierto punto pega con la historia (y no es casual que disminuya conforme avanza, conforme se va saliendo de la oscuridad). Además, a diferencia de Tomasis y otros, cuando alguien muere horriblemente, se ha esforzado en que esa muerte de una impresión, sea lástima (la muerte de Gehenna es brutal y descorazonadora) o peligro como otros. Aún así, aún podría aprender un poco de “menos es más” en ese sentido.

A: Los Linternas Negras los hay que funcionan mejor que otros (es especialmente duro el de Firestorm). Nekron da muchísimo miedo y además tiene la suerte de ser explicado con cierta lógica, al contrario que la mayoría de bichos encarnadores de la Muerte que danzan por los comics de superheroes. Y Mano Negra yo creo que es el gran protagonista de la historia, desde el prólogo tan jodidamente perturbador que le hacen en Linterna Verde, hasta sus diarios escritos como anexo y su comportamiento durante el final de la historia. Se supone que Thanos en Marvel va de este rollo y nunca lo han logrado hacer tan bien.

P: La diferencia entre Thanos y Mano Negra es que Thanos siempre se ha romantizado, hasta cierto punto te caia bien en su adoración de la muerte. Mano no, Mano es nihilismo puro. No le vas a convencer ni se va a autosabotear. Podrían haber explicado sus habilidades algo mejor, eso si. (Como otros detalles de como funciona la historia, ya puestos)

Por cierto, si ya di un tema principal para Crisis Final, mi canción principal para esto, o al menos para Mano Negra, es “Paint It Black”, de los Rolling Stones. Escuchala si no lo has hecho y verás.

Otra cosa buena que suelen tener los comics de Johns, y que queda muy de manifiesto aquí (sobre todo comparandose con la competencia) es que además de la acción, y los desarrollos de personajes y demás, siempre hay un tema subyacente detrás de las tortas. En Guerra de Sinestro era el miedo y superarlo. Aquí es hablar de la vida y la muerte, y como afecta de manera distinta.

A: Eso tiene una parte que es buena y mala, ya centrándonos en el número 8 que es toda la discusión filosófica sobre la vida y la muerte entre Hal, Barry y Mano Negra. Desde luego, me gusta la conclusión a la que llegan Hal y Barry y con la que combaten todo el mensaje nihilista de Mano Negra pero, además de que se hace un poco raro que se desarrolle en un momento total de pelea, en determinados momentos, por la insistencia, se chamusca un poco y es moralina. Especialmente en el epílogo que hay con Barry y Hal vestidos de calle.

P: Hay algunas reflexiones filosóficas simples pero buenas (“La muerte está sobrevalorada”), y bien aplicadas a los personajes, y aunque a veces se aplican de manera demasiado literal y expositiva (aparte de esta que dices tú, que es en parte guiño al lector, había una escena en el nº3 que explicaba muy bien la mentalidad de esos dos, pero contada de manera muy burda) Pero vamos, compara eso con todos los crossovers de Marvel, que no van absolutamente de nada excepto buenos pegandose con malos hasta que algunos ganan (a veces intentan meter un mensaje político, pero se les olvida a medias), y se nota una diferencia abismal.

A: A mi me gusta mucho cómo los resucitados combaten dialécticamente el mensaje tan descorazonador que les da Nekron sobre qué propósito tuvo su vuelta a la vida y qué lo movió. La primera vez suena espectacular y realmente consigue dar una sensación muy positiva pero Johns se ensaña demasiado con ello durante toda la escena de clímax y, al final, en lugar de añadirle tensión se la resta.

P: Volviendo a este número, en algunos aspectos es el más flojo, porque como he dicho antes, a veces los mecanismos pasan un poco porque sí. Es decir, Johns da pistas para que las soluciones no salgan completamente de la nada, y tienen sentido simbólico, pero aún así. La conclusión me recuerda un poco al final de Perdidos: El malo es invencible, pero para lograr su objetivo tiene que hacer un ritual que precisamente le acaba dejando vulnerable para que los héroes puedan vencerle. Mejor eso que pegarse hasta que uno caiga, pero aún así. Y como dices, el mensaje es bueno, pero lo fuerza demasiado y queda exagerado en vez de sutil. Aún así, una vez pasa eso, la historia termina de resolverse mediante un recurso inteligente y más o menos presentado previamente, que nos lleva a la gran conclusión de la historia. Lo cual nos lleva a lo que más quedará con el tiempo de todo esto, que son las muertes y resurrecciones. Aunque esto no ha sido el baño de sangre de personajes de tercera que fue Crisis Infinita, si que han muerto varios personajes, algunos de los cuales parecían demasiado importantes (o al menos, veteranos) como para morir como corderos sacrificiales en un crossover. Por otro lado, siendo Johns, todas las muertes sirven para algo, tanto para esta historia, como probablemente, para futuras historias suyas o de amigos. La excepción es Damage, que aunque fue un buen momento, no tengo ni idea de para que lo ha matado. ¿Redundancia con Rompeatomos? ¿No se fia de que el mastuerzo que lo escribe ahora lo escriba bien? Vale que Johns lo recreó, pero tanto rollo con el personaje en SJA para acabar así, queda un poco inutil. Los demás que mueren, está claro que son para dar pie a futuras historias con sus allegados. Una tendencia notable es la muerte de versiones recientes de personajes para reemplazarlas por versiones más antiguas. Eso da una sensación de ir hacia atrás bastante inquietante. Por otro lado, en algunos casos está justificada porque esas nuevas versiones no han terminado de cuajar (ver sobre todo los dos muertos importantes en crossovers) y habrán decidido que mejor rescatar el original que buscar el potencial de la versión nueva. Habrá que ver si ha sido buena idea o no. De Johns te puedes fiar, del resto de DC, no mucho.

A: La parte en la que mueren todos esos va en los números 3 y 4 que es la parte más flojilla de la historia porque apenas intervienen los Linternas y es pelea de heroes callejeros con zombis, cais como uno de los crossover. Se nota que la intención de esas muertes tenía poco que ver con el desarrollo del crossover (es decir, no eran necesarias para aportar nada a la historia) sino que eran daños colaterales que Johns quería introducir para otros propósitos suyos.

P: Y siguiendo con eso, están las resurrecciones. Algunas eran obvias, ya que son personajes que no habrían muerto de no ser porque sabían que iba a pasar esto luego, porque son 4 personajes muy importantes. Otras son corregir cagadas más o menos recientes. Y otras son más inexplicables, pero supongo que existen porque alguien tiene una buena idea que contar con los personajes vivos. Lo que está claro, sobre todo viendo quien es la resurrección más inesperada, es que no han sido resurrecciones de “deshagamos los últimos años y hagamos como si no hubiera pasado nada”, sino que son el principio de una historia, que hay algo que contar tanto con los personajes, como con el hecho de que hayan resucitado, porqué, como, y como les afecta a ellos y otros. (De nuevo, hay algunos personajes que se diría que no hay absolutamente nada más que contar sobre ellos y su historia se cerró. A ver si no es así, demos el beneficio de la duda) En cualquier caso, si realmente tienen ideas y no es dejarlo todo como está, así es como se hacen resurrecciones: Si hace falta, vuelven, pero más fuertes y más raros.

A: Lo que estoy deseando, y espero que se haga en la nueva historia es la explicación de por qué estos resucitados y no otros. Es decir, de toda la explosión de luz vivificadora ¿van a resucitar una docena de personas, casualmente todos héroes y villanos recordados? ¿Por qué no resucita gente de la calle que murió porque le cayó una maceta en la cabeza? Esto necesita una explicación dentro de la historia. La explicación externa ya la sabemos y es la que estás contando.

P: Eso que dices es precisamente el argumento principal del Día Más Brillante, una serie en plan 52, que es lo que va después de esta historia, obviamente. Hay unos trailers al final del número, de hecho. (Y aparentemente, Planeta no va a publicar ni Aves de Presa, siguiendo con su manía a la segunda mejor guionista de DC, ni Titanes, con lo que nos libramos de algo horrible)

Por cierto, un hurra a DC por, sin haber subido el precio, haber metido en el número una página cuádruple desplegable donde los resucitados aparecen por primera vez. (Algunos con muy buenos rediseños, cambiando detalles y no la idea central) Queda maravillosamente. Igual que todo el epílogo, que es de esos buenos donde se cierran cabos sueltos y se da una buena conclusión temática.

A: Incluso con elementos de caracterización perfectamente contextualizados dentro de la propia historia y hablo de Hal o Barry pero también, y de modo muy significativo de Sinestro. Aunque la historia no sea propiamente de él, seguramente es una de las que más y mejor le definen.

P: Está claro que Hal es el protagonista de la historia, aunque en menor medida es una historia de Barry, Mano Negra, Sinestro e incluso Ray y Mera. Por cierto, que aunque se plantan semillas claramente para futuras historias como he dicho, si que es un final. La historia de Nekron y los Linternas Negras ha terminado. Si no lees nada más de DC, has leido una historia completa y bastante cerrada, que muchas veces no pasa eso en los crossovers.

Mención aparte a los textos de Mano Negra del final. Durante toda la mini han sido vistazos a su vida y manera de pensar que han sido realmente incómodos, de manera intencionada. Johns demuestra que puede ser desagradable sin necesidad de destripamientos. Y la verdad es que eran muy originales.

A: Más que anexos, eran vistazos a la esencia de Mano Negra, pinceladas que hubiesen interrumpido la historia principal pero que ayudan mucho a entenderla, con las motivaciones y la filosofía del villano principal. Uno de los mejores villanos de crossovers recientes.

P: Pero la sorpresa ha sido la explicación de porque se dejó a la Compasión para este último número. Tiene que ver con el que es probablemente el giro más inesperado del final, que hace que te replantees todo lo que creias que sabías sobre ciertos personajes, de manera impactante, además. Aquí Johns jugó muy bien escondiendo sus cartas. El último texto, concretamente, es una nueva versión de la pizarra de Rip Hunter de 52, con algo que es, o una tomadura de pelo, o una muestra de que Johns tiene muchas cosas del pasado y futuro muy planeadas, o ambas. Y además, mostrado de manera inquietante.

Y luego está el dibujo de Ivan Reis. Si ya lo viste en la Guerra del Cuerpo Sinestro (y si no, deberías, fue mejor que esto), sabes que siempre es impresionante, que si hay que rellenar las páginas de docenas de personajes varopintos todos haciendo algo y sin que quede confuso, lo hace, y le queda bien.

A: Es impresionante, me encanta desde que empezó haciendo sustituciones en los Vengadores de Busiek. Narra genial, hace unas composiciones de página cuando hay que contar mucho a la vez que son espectaculares. Y le da muchísimo ritmo a las escenas. El paso de viñeta en viñeta no es nada líneal. Cambian las formas, los enfoques, los planos. De él es gran parte de la culpa de que el ritmo sea tan ágil.

 P: Los dibujantes actuales que podrían contar una historia de esta envergadura, y que quedara bien (tanto bonita como clara) se pueden contar con los dedos. Y Reis es de los mejores entre ellos.

 A: Tiene algún problema en el último número. Con los apelotonamientos de personajes y la mezcla entre el tono super oscuro que tiene la historia de Nekron y el colorín de los linternas queda un poco raro y menos épico de lo que debiese. Las apariciones de multitudes de personajes al rescate y tal pierden fuerza. Ahí eché de menos a George Pérez.

P: “No ser tan bueno como George Perez” es casi un cumplido, si es lo peor que se te puede decir.

Por cierto, mención especial a DC, por haber hecho que no sólo Reis no necesitase suplencias en 8 números más grandes de lo normal (y el último doble), sino que todos los números saliesen a su hora. Y con esa calidad. Es el primer crossover que sale a su hora sin suplencias desde… desde que volvieron a ponerse de moda, quizá en toda la década. 

Quizá no sea lo mejor de Johns ni la mejor megasaga de DC, pero dentro de ese género, ha sido una de las buenas, y le encantará a los que le guste esta manera de hacer superhéroes. Ciertamente deja a la competencia en pañales. (Resulta curioso que los crossovers DC son la inversa de los de Marvel: Serie central buena, crossovers malos) Y hasta da algo de esperanza sobre el futuro de DC. Muy Recomendado (9)

Y el resto… (para más información, escuchad el podcast)

Batman Nº41: Empieza la última saga de Morrison en Batman & Robin (más o menos), y es una versión retorcida de Batman: RIP. Genial, llena de pequeños grandes detalles, y con lecturas múltiples, esto es lo bueno de Morrison. Muy buen dibujo también. Muy Recomendado (10)

Guardianes de la Galaxia: Imperativo Thanos: Prólogo: Final de la serie, y básicamente es enlazar Guerra/Reino de Reyes con el Imperativo Thanos. Pero lo hacen bastante bien, atando bien cosas y despidiendose de los personajes. Recomendado (8)

Lobezno Oscuro: Asedio: Liu y Way intentan hacer un personaje complejo e interesante de Daken, pero sólo lo consiguen a medias. Al menos ahora es más aguantable. Más interesante por las ideas que intentan que por lo que consiguen. El crossover no es necesario, pero es útil. Buen dibujo de Camuncoli. Neutral (6)

Marvel Apes: Evolucion: Es repetir el chiste de la primera miniserie mucho más de lo que aguanta. Además, no se pone de acuerdo sobre si quiere ser un chiste o ser tomado en serio. Y la parte seria no es demasiado buena tampoco. Y encima, no está la historia completa. Buen dibujo apropiado, eso si. No Recomendado (4)

Ms Marvel Vol.2 Nº3: La serie termina como empezó, sin saber que hacer con el personaje, o tener nada que contar más que historias genéricas, ni convencer de que el personaje es interesante o merece una serie. Hay un par de detalles buenos, pero muy poco, y el dibujo tampoco es gran cosa. Neutral (6)

X-Men Forever: Requiem: Fin del primer año, y son las mismas ideas malas de Claremont que el resto del año. Personajes que se transforman porque sí, caracterización que si no está ausente, cambia de golpe sin explicación, excesivas libertades con todo el Universo Marvel, villanos de chiste, historias que no va a ninguna parte, y diálogos y acción pesados. Retro en el mal sentido, con un guionista acabado. No Recomendado (3)

X-Men: Nueva Patrulla-X: Es la continuación (y final) de Primera Clase, esta vez aplicando el concepto a la “Nueva” Patrulla-X. Tiene un especial muy divertido, y el resto es el equivalente a si hicieran una adaptación a dibujos animados para niños de la serie original, con lo bueno y lo malo. Neutral (6)

Y eso ha sido todo por, bueno, este año. Definitivamente para las reseñas escritas y Al hasta el año que viene. Yo volveré la semana que viene con el podcast comentando el previews y las Retro-Criticas de Diciembre del 95. Y a lo largo de las vacaciones esperad alguna sorpresa, quizá una Retrospectiva 2010, quizá otra cosa. Probablemente. En cualquier caso, gracias a todos por leernos, y desde el Cuarto Muro os deseamos que paseis unos buenos días. Feliz Navidad y Próspero Año Nuevo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: