Criticas Reconstructivas: Semana del 28 de Marzo al 3 de Abril

5 abril, 2011

Hola a todos, y bienvenidos a una nueva semana de estas críticas, que marca también nuevo formato. Como dijimos la semana pasada, Al ha tenido que recortar su participación significativamente (la culpa es de la sociedad) así que sólo va a reseñar uno o dos comics a la semana, mientras sigamos teniendo esa suerte. En principio, seguiré intentando mantener el formato actual de reseñar todas las novedades, nuevos equipos creativos e historias señalables de las series que están en marcha yo sólo por escrito (con lo demás en audio), aunque dado mi historial de tiempo y concentración, a saber cuanto dura. Deseadnos suerte.

Esta semana, se nota que ha empezado la primavera: Hace buen tiempo, la gente está más alegre, y las editoriales de comic se han revolucionado. Esta semana, han salido novedades de Panini, pero no las esperadas. Si, han salido las series mensuales (excepto la habitual Astonishing X-Men, la nueva X-Men, y por alguna insondable razón, Factor-X, que siempre ha salido la primera semana del mes… todo mutantes, curiosamente) pero también se han adelantado dos semanas los tomos. O algunos de ellos, al menos. ¿Qué significará eso? A saber. En cualquier caso, siguiendo con lo habitual en la etapa actual del Cuarto Muro de imponer una distribución lógica de las reseñas a comics que salen de manera ilógica, esta semana nos centramos en las series mensuales, y dejamos los tomos para la que viene. Asumiendo que para entonces no hayan salido setecientas cosas más, claro. Lo señalable esta semana, de todas formas, son casi todo mutantes, con el fin de Advenimiento y alguna cosa más. La única novedad es una miniserie, que es lo que vamos a comentar en equipo Al y yo, aparte del número del mes de Spiderman (la idea es comentar todos los números de Spiderman durante un año, como experimento). A saber:

 

 

 

 

 

 

Asombroso Spiderman Nº54

 

Peter: Segundo mes donde no tenemos números de la serie regular de Spiderman, sino cosas variadas que se han ido acumulando porque en Marvel sacaban más material de la cuenta, y además hay que hacer tiempo para poner la serie al día. Este mes, varios números de la ya cancelada Telaraña de Spiderman, y el anual de este año. Hasta ahora, Telaraña tenía varias historias, donde la principal era de Fred Van Lente, y contaba una historia del pasado de un supervillano. A partir de este número, siguen varias historias y sigue Van Lente, pero le dejan hacer lo que quiere, aunque un poco al margen de la serie principal, todavía.

En este tomo tenemos una historia de varios números completa, que es una idea muy buena para Spiderman: Presenta a un nuevo villano, el Extremista, cuya visión del mundo está bastante de acuerdo con muchas interpretaciones de la filosofía (por así llamarlo) de Ayn Rand. Eso es apropiado, en parte porque el cocreador de Spiderman, Steve Ditko, es un seguidor ferviente de esa filosofía, con retórica muy parecida, aunque menos asesina, que sepamos. Y por otro lado, porque la filosofía de responsabilidad y de separar al mundo en blanco y negro es un gran contraste con la filosofía de Spiderman. (Que a su vez está conectado con la mentalidad de Ditko, obviamente)

 

Al: La verdad es que un tipo con esta filosofía (que es, básicamente, lo que interpreta de la de Ayn Rand quien va predispuesto a rechazarla) resulta una amenaza interesante para cualquier tipo de héroe. Por un lado para los héroes compasivos y comprensivos tipo Spiderman o Daredevil. Y por otro, valdría también para héroes más radicales tipo USAgente, para verse enfrentado a su caricatura.

 

P: El Extremista es practicamente una versión con superpoderes de Mr. A, que es una creación de Steve Ditko que servía únicamente para expresar sus puntos de vista randianos. (Básicamente, su Question, al 200%). Así que, esencialmente, son dos personajes de Ditko frente a frente, sin necesidad de mucha interpretación de ninguna filosofía. Es más bien dejar que se contraste lo que hizo Ditko en solitario, con lo que hizo junto a Lee y otros que siguieron en la dirección que no le gustaba a Ditko y por eso se fue de la serie. Pero estoy divagando. Es un villano bastante chulo, tengas en cuenta estos guiños a la historia real, o no. Un buen debate filosófico, y también un origen interesante, enlazando precisamente con otras modas raras de la misma época, pero en este caso, del otro lado del espectro político, los hippies. (Ironía intencionada, sin duda. No hay que olvidar que Van Lente es un estudioso de filosofía y de historia del comic, y ha escrito comics de investigación sobre ambos)

Otra cosa buena es que Van Lente enlaza con acontecimientos de la serie actual, para que esto no sea simplemente una historia de relleno. Se usa lo de que Peter esté en paro para darle un empleo temporal que es una idea muy divertida, y una buena adaptación de su viejo empleo para el día de hoy. Es demasiado chorra para largo plazo, pero para una historia, está muy bien.

 

A: Si, es una idea puntual que mola. Pero, para más a largo plazo, le saca partido a los secundarios de nuevo. Tanto a Flash como a J. Jonah Jameson o como, lo que es más sorprendente, a Michelle. Concretamente, el uso de Jonah es muy bueno, consigue el equilibrio difícil entre que sea un cabezota que se enajena con facilidad y evitar que se comporte como un auténtico imbécil. Es un tipo inteligente pero secuestrado por sus propias obsesiones, como en sus mejores historias.

 

P: Si, la otra cosa actual que se usa es lo del Alcalde Jameson. Realmente, es cosmético, se podría haber usado al Jameson periodista de siempre. Pero en cualquier caso, es una exploración muy buena del personaje, y se contrasta muy bien su moralidad con la del resto de personajes, dejando claros sus defectos, pero también sus virtudes. Y si, es una sorpresa, pero Van Lente explica mucho mejor al personaje de Michelle en una página, que en los 30 números que lleva apareciendo. Más sorprendente aún, por el hecho de que muchas de esas apariciones intragables eran del propio FVL. Se debía de estar reservando la explicación de porque es tan insoportable para esto.

El dibujo es de Nick Dragotta, que tiene un estilo hasta cierto punto similar a otros dibujantes actuales de Spiderman como Martin y Pulido (y por extensión, a Ditko), aunque con un toque un poco más underground. Queda muy bien, y los diseños del Extremista son bastante efectivos.

 

A: Bueno, de hecho sólo la mitad es de Dragotta. La otra mitad es de Javier Rodríguez, que es bastante peor. El diseño del Extremista es bastante visual pero no especialmente original. Tiene el típico velo/capucha sobre los ojos que tienen estos personajes juzgadores y misteriosos (Libra, Tribunal Viviente…)

 

P: En el número vienen también dos de las historias de complemento antes mencionadas. Una está escrita por Joe Casey, que tiene a Muñeca de Papel, una de las creaciones chulas recientes de Slott, atacando a Mary Jane (antes de volver a la serie) en un desfile de modelos, con Spiderman atrapado en medio. Como era de esperar, le sirve a Casey para hacer el chorra, y para burlarse de la sociedad. Es chorra, pero tiene buen dibujo de Jim Mahfood, un dibujante undeground muy bueno que ya hizo algún número de la añorada Tangled Web, y cuyo estilo es raro, pero le pega a una historia irreverente como esta.

 

A: No comparto la opinión, salvo en que es chorra. Le falta mucho para ser sátira social. Es un chiste cutre, estirado las suficientes páginas como para que se haga repetitivo. Y el dibujo de Mahfood es feo, amorfo y ostensiblemente difícil de seguir narrativamente. Ah, y no añoro Tangled Web, ya puestos.

 

P: Será que no tienes sensibilidades underground. No es que eso sea necesariamente malo. (Hubo cosas brillantes en Tangled, sea como sea)

La otra historia es otro de esos incomprensibles intentos de hacer unas Historias Jamas Contadas de Ben Reilly, que sólo le interesan a su creador DeMatteis. En esta, se mete una vida entera en Italia que no se había mencionado antes, sin dar ninguna razón de porque debe importar, entre otras cosas porque pasan los mismos estereotipos de siempre de historias así. El dibujo de Val Semeiks es bueno, pero debería poder dar más de si.

 

A: Lo peor es que estos retazos de Ben Reilly no están teniendo ninguna relación los unos con los otros ni ninguna intención de tejer ninguna historia por detrás. Son sólo historias tópicas que valdrían para otros muchos personajes, adjudicadas a Ben Reilly. Pues bueno.

 

P: El resto del número es el anual nº37 de Asombroso Spiderman, que son dos historias, ambas ambientadas en el pasado, por dos guionistas tirando a retro pero con un toque moderno, muy de finales de los 90. La primera, que tiene el tamaño de un comic normal, está escrita por Karl Kesel, y nos cuenta el primer encuentro entre Spiderman y el Capitán America. Ignoremos que hace un par de años ya contaron un primer encuentro incompatible con este en Classic Avengers. (En serio, ¿estan los editores dormidos?) La mayor parte de la historia es el típico team-up, pero con un grupo de villanos bastante curioso, diálogos divertidos, y un dilema en la resolución. Una fórmula simple, pero bastante bien depurada. Lo mejor, de todas maneras, es al final la impresión que se lleva cada personaje del otro, y como se ayudan mutuamente. La admiración de Spidey por el Capi es obvia, pero la decisión que este le inspira al Capitán es muy buena, y encaja muy bien.

 

A: Pse, pues fíjate que a mi ese final fue lo que menos me gustó. Estoy harto ya de que con team-ups retroactivos intenten explicarnos todos los sucesos importantes del universo marvel. Vale, esta encaja bien pero ya está bien de que no se pueda hacer una historia en el pasado sin pretender que ésta es la historia desconocida que lo cambió todo. Por el resto, la verdad es que la pelea y los malos son originales y, sobre todo, por lo bien que se desarrolla y lo inteligente de la resolución final. Y la escena entre el Capi y Spiderman es muy buena, y sirve sobre todo para definir a Spiderman, sobre todo a aquel Spiderman de los inicios tan dubitativo y que siempre acababa tomando la decisión correcta sin estar muy seguro de ello.

 

P: El dibujo es de Paulo Siqueira, que ya hizo recientemente números de Spiderman, y lo hace muy bien. Sólido y vistoso, con esa ambientación atemporal que hace que el comic no quede fuera de lugar ni transcurriendo junto a comics de los 60, ni ahora.

 

A: Si, francamente bueno. Y hace muy bien al Capi, un bien cada vez más escaso.

 

P: Por último, hay una historia algo más corta, que es una nueva Historia Jamás Contada de Spiderman, por el equipo creativo de aquella serie de mitad de los 90, Kurt Busiek y Pat Oliffe. La historia de Busiek (y con esto ya se ha agotado, de momento, todo su retorno a Marvel, y sus colaboraciones para las grandes) es una historia un poco más chorra, con un encuentro entre un Spiderman primerizo y Stan Lee. Teniendo en cuenta como escriben siempre a Lee en los comics, y de que van todas las historias antiguas de Spiderman, donde nunca puede ganar, te puedes imaginar el resto. Es una historia que se esfuerza mucho en ser divertida, pero lucha contra lo muy visto que esta absolutamente todo en ella. Realmente, Busiek estará mejor haciendo sus cosas propias, se le dan mucho mejor que cuando se adapta y se rebaja a escribir para cosas ya establecidas. El dibujo de Oliffe, sin embargo, es mejor que hace 15 años, y no era malo entonces.

 

A: Normalmente, las historias en las que hacen intervenir a Stan Lee siempre tienen un tufillo rancio. Y ésta, desgraciadamente, no escapa. Las HJCS originales cogían el tono clásico y lo mejoraban con aportaciones de la narrativa moderna. Ésta historia básicamente sólo pilla la primera parte y como aportación sólo mejora los diálogos (que tienen un par de toques graciosos). A Oliffe no consigo no amarle con locura, y eso que soy consciente de sus limitaciones. Pero siempre logra una ambientación genial.

 

P: Sin dejar de ser un número de relleno, este número ofrece suficientes cosas buenas, y suficientes conexiones en el equipo creativo, como para que no sea un pegote dentro de la serie. Lástima que no todas las historias sean igual de buenas que la principal. Recomendado (7)

 

 

 

Lobezno Nº64

 

Esto es el final de Lobezno: Orígenes, no porque haya sido cancelada por falta de ventas (no vivimos en un mundo tan ideal), sino porque Daniel Way ha contado la historia que tenía que contar. Eso significa que no sólo ha terminado una serie mala, sino que es el final del Lobezno de Way, en general. Aún hará unos cuantos números de la serie de Daken, pero lo que es Lobezno, ha terminado. Tomemosnos un momento para que el concepto cale hondo y nos invada una alegría enorme. Termina el Lobezno de Way. No hay mal que cien años dure. Etcetera.

 

Exageraciones aparte, han sido casi 5 años de una serie que ha sido consistentemente de las peores de Marvel durante todo este tiempo, y si no es la peor etapa del personaje, es porque tiene una competencia absurdamente enorme para el puesto. (Sin ir muy lejos, los números contemporaneos del Loeb en la otra serie hacían que Origenes pareciese buena en comparación) Además, tiene el inconveniente extra de que, si no la ignoran por completo, que bien puede pasar, perjudica al personaje simplemente por haber existido.

 

Recordemos que, originalmente, la serie existía en parte por el éxito de Lobezno: Origen, y en parte porque Logan recordaba por fin toda su vida tras Dinastía de M. Como consecuencia, una serie dedicada a su larga vida, parecía tener sentido. Y es cierto, por explotado que esté el personaje, una serie dedicada a contar aventuras de Lobezno durante su siglo y pico de vida tiene potencial, porque se pueden visitar multitud de épocas, géneros, sitios y personajes. Y aún podría hacerse, pero no es lo que decidieron hacer Marvel. Cometieron el error de… bueno, realmente, el error fue contratar a alguien tan malo como Way. Pero aparte de eso, el error de enfoque de la serie salía también del planteamiento, de que tenían que contar cosas “importantes”, que es la puñetera manía que permea desde hace años el mainstream del comic, de confundir “importante” con “interesante”, y de no darse cuenta de que las historias no son importantes de por si, es el tiempo el que decide si han sido importantes o no. Esforzarse en que sean importantes, sólo hace que sean una chapuza para llamar la atención, que la mayoría de las veces, acaba siendo deshecha y olvidadada al tiempo, y si no, mira lo que ha pasado con la mayoría de crossovers y montajes de hace años, y mira como lo que si ha calado, en general no venía de esos.

 

Volviendo al tema, lo que intentó Way es contar los acontecimientos secretos más importantes de la vida de Logan. El problema es que todo lo importante, todo lo señalable que le había llevado a ser quien es, ya había sido contado. Así que Way tuvo que inventarse una conspiración bizantina y retorcida que era la verdadera historia secreta detrás de todo lo que ya había sido establecido, tuviera sentido o no. Y a partir de ahí, fue repasando todos los elementos acumulados del pasado de Lobezno, y aplicandoles retcons absurdos e ideas bastante malas. Es decir, resulta que todo lo que le ha pasado a Lobezno es culpa de las manipulaciones secretas de un hombre lobo malvado misterioso casi idéntico a Logan pero más viejo y casi omnipotente, cuyo plan de décadas consistía en, um, esconderse y manipular a la gente hasta que Logan decidiese convertirse en su heredero, de alguna manera. Pero no llega a conseguirlo, porque Logan le descubre, le encuentra antes, y le empuja a la dimensión oscura porque Capa se pone detrás suya. Fin. ¿Realmente nadie en Marvel se dio cuenta de que esto era una mala idea como argumento de una serie de 50 números?

 

Al final, lo más probable es que todas estas chorradas de Rómulo y sus conspiraciones se ignoren por completo a la larga (aunque con lo malos que suelen ser los guionistas de Lobezno, que no extrañe tampoco que a Rómulo se le rescate ocasionalmente), y que lo único que se saque de esta serie es el personaje de Daken. Daken parecía una idea horrible, un intento malo de darle a Lobezno una nueva nemesis y número opuesto ahora que se han cargado a Dientes de Sable, mediante la original idea de que es su hijo perdido (el tercero hasta ahora, recordemos, contando a X-23, que es un personaje muy similar en origen) que quiere odiarle por razones que no tienen mucho sentido, pero que son su personalidad entera (siguiendo la moda actual de Marvel de villanos que son parientes perdidos cuya única motivación es vengarse de los parientes que no podían haber sabido que existían, no tienen personalidad, y son tratados como casi omnipotentes pese a ser un coñazo y una horterada. Ver también: Vulcano, Hiro-Kala) y encima, tiene un diseño bastante hortera. Sin embargo, tras darle serie propia, parece que le han dado una razón de ser y unos objetivos un poco menos limitados que odiar a su padre y ser como él pero en malo, así que es posible que tenga algo de alas una vez le suelte su creador. De todas maneras, tiene pinta de ser un Kyle Rayner: Alguien que tiene un poco de potencial, pero que no llegará a desarrollarse hasta que se vaya su creador y lo coja un guionista mejor que no esté tan enamorado de él y de la idea de demostrar que es el mejor en todo.

 

En cuanto a este número, Rómulo fue derrotado en el anterior, así que le toca a estos dos capítulos hacer de resumen y epílogo de la serie. Y efectivamente, resume todo lo malo de la serie. El objetivo no es malo del todo: Es tener a Logan repasando lo que le ha pasado, y dandose cuenta de que por fin puede ir en la dirección que quiera, ahora que no hay conspiraciones extrañas manipulandole. El problema es que eso está sepultado bajo 40 páginas de una mezcla entre sueños y alucinaciones, no se sabe bien, donde se repasan todas las tonterías de la serie, no se sabe bien porque, de manera descoyuntada, y sin ton ni son. Básicamente, es repetir cuando Logan estaba alucinando durante los números de Claremont/Lee de la Patrulla-X, pero sobre acontecimientos de esta serie, de manera más tonta y que no va a ninguna parte excepto a zanjar todo esto fácilmente. Lo único bueno que tiene, sin exagerar, es que se acaba.

 

Bueno, el dibujo de Will Conrad tampoco es malo. Es aceptable. La verdad es que, en general, el dibujo de la serie no ha sido malo, aunque los dos dibujantes que más han participado, Dillon y Braithwaite, no pegaban mucho en la serie, aparte de merecerse algo mejor.

 

Y ciertamente, el público también se merece algo mejor que una serie cuya única cosa buena es que se ha acabado por fin, y que probablemente se ignorará la mayor parte de su contenido. A ver si esto marca el principio de una era donde, si vamos a tener varias series de Lobezno o derivados, al menos cada una tenga una razón de ser distinta y digna. Evitar a toda costa (2)

 

 

 

Patrulla-X Nº64

 

Primer número post-Advenimiento, pero no es un número de la serie regular, ni sigue del final de Advenimiento. En vez de eso, es un especial que señala el comienzo de la nueva era para la Patrulla-X, enlazando con el comienzo de otra Era, la Heroica, y como ahora que todos los superhéroes son una gran familia, los personajes mutantes pueden interactuar libremente con personajes del resto de Marvel, en vez de estar en el ghetto, dentro y fuera de los comics. De todas maneras, está escrito por Fraction, así que es parte de la serie regular, como un anual, pero más corto, similar al especial Utopia de Factor-X de hace unos meses.

 

La idea está bastante bien: Son tres historias entrelazadas, pero separadas, cada una con un dibujante distinto, cada una protagonizada por uno de los protagonistas de la serie, y cada una es un team-up con un personaje de otra familia de Marvel, que sirve para avanzar la situación y mentalidad de cada uno de los protas, siempre con el tema de trasfondo de que las cosas están cambiando y una nueva era está empezando y hay muchas posibilidades. Está muy bien montado.

 

Una de las historias está dedicada a Ciclope, protagonista principal de la serie lo mires por donde lo mires, y le tiene en su nuevo lugar de veraneo para relajarse (bonita simetría con el final de Complejo de Mesías) y encontrandose con el Capitán America, que viene a charlar con él. Es una elección muy acertada, porque ambos están en situaciones muy similares: Ambos han pasado de ser líderes de un escuadrón de superhéroes, a ser los líderes absolutos de una entidad mucho mayor. Han pasado de tener simplemente la responsabilidad de vencer a supervillanos sin que muera nadie, a tener que decidir los destinos de un montón de gente, o incluso, especies enteras. La gracia está en contrastar como no sólo sus estilos de liderazgo son distintos (eso no se ve mucho aquí, pero si en el resto de series) sino como se toman personalmente esa responsabilidad. Eso acaba siendo, como no, una charla de Steve a Scott para que se tome las cosas menos a la tremenda, pero queda bien, porque Rogers tiene toda la razón, aunque Summers también tiene motivos para ser precavido, y no queda como un discurso condescendiente, sino como un consejo sincero de amigo, que demuestra porque el Capi es un buen lider para la Edad Heroica, (No necesariamente para la clase de cosas que hacía Nick Furia, y eso probablemente será un problema a la larga, pero eso será otra historia) aunque también porque eso no es necesariamente bueno para la Patrulla-X, o quizá si, pero en parte. El dibujo es de Whilce Portaccio, ahora uno de los dibujantes de la serie, y aunque tiene muchos defectos, al menos ya no hace la historia visualmente intragable como hacía antes.

 

Otra está dedicada a Hope, y va de desarrollarla más como persona en vez de cómo objeto a perseguir, proteger o admirar. La idea es que ella misma está harta de que la traten así, y lógicamente, se ve como se frustra por eso, y trata de convencer a los demás de poder actuar como un ser libre. Eso se hace mediante el examen de rigor por parte de Reed Richards a ver que demonios es realmente (spoiler: No dicen nada conclusivo). Aquí no hay mucha participación de los invitados, pero está bien este tipo de interacciones, y Fraction escribe una gran familia Richards. Es especialmente bueno su Franklin, que es un niño de 10 años, que actua como alguien de su edad, pero completamente acostumbrado a el tipo de situaciones raras de su familia. Y tiene una buena química con Hope (que es apenas 4 años mayor que él… puede tener futuro como emparejamiento, sabemos que a Frank le irán las pelirrojas Summers). El dibujo de Jaime McKelvie, que sigue arañando historias cortas y aquí allá, es muy bueno, y ojalá le den una buena serie fija en cuanto antes.

 

La tercera historia es menos importante, si quieres verlo así, pero es muy buena. Está centrada en la Bestia, que aunque se haya ido de la serie a Vengadores Secretos, por lo visto sigue perteneciendo a la plantilla de la serie, como el desertor por objección de conciencia. Es un encuentro con Molly Hayes, la niña mutante de Runaways, para recordarnos que los personajes aún existen aunque no tengan serie propia (y sus últimos números se cargaran media serie, justificando que se cancele hasta que encuentren a alguien que sepa escribirlos) y que no todos los mutantes buenos del mundo están en Utopia. Es una historia increiblemente dulce y encantadora entre dos personajes de lo más entrañable, pero tiene un contenido serio, sobre lo que significa realmente el Dia M a la larga, aunque sutilmente, Fraction nos cuenta no sólo las implicaciones, y como se ven desde fuera, sino como la manera de contarlas nos muestra el estado mental actual de Hank, más depresivo y pesmisita de la cuenta aunque conserve el humor. El dibujo es de Stephen Saunders, que ya dibujó a McCoy en Sword, y queda muy bien, ni se nota el diseño algo extraño que le da al personaje.

 

Como este especial es apropiado para los puntos fuertes de Fraction, demuestra que cuando no se mete en camisas de once varas con demasiados personajes o historias de acción basadas en continuidad horrible y dibujo vomitivo, es capaz de cosas muy buenas. A ver si en el futuro ofrece más cosas así. Muy Recomendado (9)

 

 

 

Thor Nº36

 

Último número antes de la nueva etapa de Fraction, y también antes de que Panini haga una de sus renumeraciones gratuitas (sólo 3 años ha durado este volumen). Pero no es otro número de la etapa de Gillen, sino uno de esos especiales de relleno que preparaban en Marvel para los muchos meses en los que no había número de la serie regular de Thor. Si, Straczynski ya se marchó, y con él la razón de que hicieran falta estos números de relleno, pero aún tenían alguno guardado en un cajón por si acaso, como este. Este especial se llama la Rabia de Thor, y es una secuela del especial que salió el año pasado del Juicio de Thor, también escrito por Peter Milligan. Desgraciadamente, es el Milligan que no aporta su toque personal, sino el que hace cosas más o menos con molde.

 

Como el especial anterior, y los de Fraction antes que él, no está conectado con nada de la continuidad habitual de Thor, y bien podría ser de una de las encarnaciones anteriores de Thor y compañía, pero es lo de menos. Es una historia un poco más aproximada a los mitos clásicos, donde Thor era una mala bestia, aunque sin alejarse del todo de la estructura familiar de la versión de Marvel. Al fin y al cabo, aunque generalmente esté escrito como un santo, el Thor de Marvel empezaba castigado por su padre por ser un poco cabrito. Está bien ver de vez en cuando, en flashback, el Thor que se merecía la lección de humildad.

 

En cualquier caso, esta es una versión de Thor y los asgardianos más cercana a los mitos clásicos, en el sentido de que aunque son dioses por encima de los humanos, no viven en una ciudad en las nubes con poderes cósmicos, sino que son bastante más accesibles. La idea es que, después del juicio del especial anterior, Thor se ha cabreado con Odín y con Asgard, bastante justamente, y los ha mandado a la mierda, yendose a vivir con los humanos y a formar una familia, como si fuera un humano normal. Como suele pasar en este tipo de historias, eso no puede durar, y su pasado divino viene a llamar a la puerta un día. Te puedes imaginar por donde van los tiros a partir de entonces, es un tipo de historia bastante común, y más sabiendo como tiene que terminar.

 

Y teniendo en cuenta que es un tipo de historia bastante predecible, no es un mal ejemplo, y está bastante bien aplicado al personaje. Al fin y al cabo, es un dios al que le encanta ir con humanos, tenía que tener esta lección alguna vez. Y al menos la historia se cuenta en 32 páginas, en vez de extenderla a miniserie, donde habría quedado demasiado estirada. En un especial dice lo que tiene que decir, hay acción, hay drama, y se afecta al personaje, y cuando ya se ha dicho lo que se tenía que decir, termina. Deberían usar más este formato.

 

El dibujo esta vez es de Mico Suayan, que es uno de esos nuevos dibujantes europeos, con un estilo muy europeo, que no es tan obvio como suena (muchos dibujantes españoles tienen más influencias americanas que europeas, por ejemplo). Es similar al estilo de Djurdjevic en números anteriores de la serie, o el de Bianchi en el tomo de la semana pasada. Bastante apropiado para este tipo de historia, aunque como les pasa a sus congéneres, le pone demasiado énfasis a la vistosidad, y no suficiente a la claridad de narración.

 

Es un número de relleno, obviamente, y no es el mejor Milligan ni de lejos, pero para sus propios estándares, no está mal, y al menos intenta aportar algo. Recomendado (7)

 

 

 

Ultimate Misterio Nº1

 

Detrás de este título aberrante en spanglish, está la segunda parte de la trilogía de miniseries de 4 números que empezó en Ultimate Enemigo. Al menos esta vez el título es algo acertado, porque hay un misterio detrás de esto. Precisamente, quien o que es el enemigo que no llegó a verse en la primera miniserie. Al igual que la última vez que hubo una trilogía de miniseries así, hay cierta justificación para que no sean simplemente tres actos dentro de una miniserie más grande, y es que cada miniserie tiene un tono y unos protagonistas distintos, y da la impresión de que empiece de nuevo. (La anterior trilogía, Ultimate Galactus, tenía también la justificación de que cada miniserie tenía un dibujante distinto. Aquí son los mismos en todas, pero para compensar, las minis son más cortas y no se nota tanto el relleno propio de la línea Ultimate)

 

Eso tiene como ventaja que puedes engancharte bien con esta miniserie. Tiene la desventaja de que, aparte de que llevamos la mitad de la historia, y aún no hay sensación de urgencia y de que esté pasando algo catastrófico como anunciaban, se nota que la primera miniserie no sirvió para mucho. Fueron 4 números de Spiderman y los 4F siendo atacados por cosas de colores que no llegamos a saber de donde venían, y poco más. Pasaban un par de cosas importantes al final, pero no se les dedicaba el espacio suficiente, estaba todo en las explosiones misteriosas que no necesitaban tanto. Al menos aquí si que se tratan más las consecuencias de lo que pasó en la primera miniserie. De hecho, esa es una amplia mejora con respecto a la primera, y es que esto es Bendis jugando con lo que se le da bien, que es caracterizar a los personajes (bueno, a sus personajes). Cuando intenta meterse en acción y épica, le sale fatal, como en Enemigo.

 

Los protagonistas vienen por tres frentes. Uno son los 4 Fantásticos, que son los que dan continuidad con la mini anterior. Aunque siguen investigando la amenaza, es sobre todo ver consecuencias de lo que les pasó. Una es la muerte de Reed, que suena a buena idea porque cambia mucho la dinámica del grupo y da para explorar (por eso lo hicieron con los de verdad en los 90, y es una buena posibilidad para la muerte en el futuro cercano), aunque es de esas cosas que no pueden ser permanentes. Si lo son, es cambiar demasiado el concepto, por mucha línea Ultimate que sea. A menos que hayan desistido de tener unos Ultimate 4F y prefieran tener a los personajes sueltos como algo muy distinto, que es perfectamente posible. Lo mismo con la transformación de la Cosa: Como idea para un rato es curiosa, pero le quita la tragedia que es el centro del personaje, y no lo sustituye por nada interesante. Ahora es simplemente un tipo que brilla y poco más, el mismo concepto que la Antorcha Humana o tantos otros. Pero bueno, al menos es algo.

 

Otra es traer de vuelta a Spiderwoman, el clon femenino de Spidey que debutó en la saga del clon ultimate. Y resulta que es la idea de Ben Reilly, pero bien hecha. Es el clon que no encaja en la vida de Peter Parker porque ya está ocupada, y se tiene que buscar una nueva. Con la diferencia de que, no es simplemente una copia que nos da las mismas historias en otros sitios, sino que el cambio de sexo da para dar variaciones más importantes a las situaciones, aparte de que se puede aprovechar para tratar temas más amplios de diferencia de géneros. Aquí Bendis aprovecha todo esto, no con mucha profundidad, pero si diciendo algunas de las cosas que todo el mundo está pensando, y lanzando al personaje por nuevos sitios interesantes y apropiados. Y como siempre, los diálogos de ambos personajes, por separado o juntos, son muy divertidos. La historia donde están parece tener poco que ver con nada de lo demás, pero se supone que será de esas que convergiran más adelante.

 

Finalmente, hay un subargumento que recoge elementos de varias de las miniseries “importantes” previas del Universo Ultimate. Aparecen el Proyecto Pegaso y Ultimate Quasar, de Ultimate Power, pero realmente el protagonista es la versión Ultimate del Capitán Marvel, que debutó en Ultimate Galactus, y no volvió a aparecer. Era una buena idea, porque era una buena actualización del concepto original de Mar-Vell, que fue eclipsado por las aventuras cósmicas de Starlin, y en cualquier caso, no es redundante porque es de los pocos personajes que no resucitan en el Universo Marvel. Bendis, además, le añade una personalidad más original y más divertida, que se aleja de la original, pero en cierto modo, también pega, y lo más importante, es menos típica y da para mejores historias. Para terminar con el repaso, se encuentra con un personaje salido de Ultimate Orígenes, que lleva dando vueltas desde entonces en historias de Bendis sin saber bien a que viene, y se supone que es para esto. De momento, sigue siendo un misterio que advierte algo más grande, y francamente, Bendis va a tener que tener preparado algo muy interesante para justificar el par de años que lleva dando la lata con esto.

 

El dibujo sigue siendo de Rafa Sandoval, como en la mini anterior, y sigue estando muy bien, siguiendo el estilo de los dibujantes de Ultimate Spiderman, pero con cosas más fantásticas, que sabe hacer incluso mejor que las otras. Las expresiones faciales a veces le salen demasiado exageradas, pero por lo demás, es bueno, y a ver si sigue mejorando.

 

Hasta ahora, está siendo divertido, pero va a tener que ir a alguna parte aparte de pistas vagas e interacciones divertidas, y esa otra parte es la que se le da mal a Bendis. A ver que pasa en la otra mitad. Recomendado (8)

 

 

 

Vengadores: Guerras Asgardianas Nº1

 

P: Bajo ese titulo sacado de una saga de la Patrulla-X de los 80, se publica la miniserie de 5 números Avengers Prime, que viene a ser el equivalente en Marvel a la Trinidad de DC: Los tres héroes principales, o al menos, los de los Vengadores de verdad. Y si, eso incluye al Capitán America de verdad y no al cyborg, aunque aquí no vaya vestido de traje por motivos tontos.

La idea es que, entre que los tres héroes se juntaban en Asedio contra un enemigo común, y en la Edad Heroica ya vuelven a ser amigos para siempre, faltaba el hueco de la historia donde realmente hablan entre si, se perdonan y se ponen al día. Y eso se supone que es esta historia. El problema es que está escrita por Bendis, que aparte de ser uno de los responsables de cargarse lo que se está arreglando aquí, tiene dos problemas serios: Uno, que no sabe caracterizar bien a los personajes. Dos, que se pasa por el forro de la calva lo que estén haciendo los demás guionistas de Marvel, aunque sean los guionistas principales de los personajes que está usando. Ambas cosas quedan patente en este comic, pero sobre todo la segunda, porque parece evidente que Bendis no ha leido nada de Matt Fraction. (Y teniendo en cuenta que es el guionista principal de 2/3 de los protas de esta serie, y de la siguiente gran saga de Marvel, es grave) Primero, porque ya escribió una escena de Thor y Tony reconciliandose no muy compatible con esto. Y segundo y más importante, porque la idea principal de todo lo que ha hecho hasta ahora es que el Tony Stark de ahora no recuerda nada de lo que hizo desde antes de Guerra Civil, y por tanto, no es responsable de nada de eso. Y sin embargo, aquí tiene al Capi echandole la bronca por todo eso, como si fuese culpa suya, y Tony defendiendose, como si supiese de que demonios habla.

 

A: Y eso es especialmente grave. Porque vale que te saltes alguna caracterización. Pero una cosa tan radical como una amnesia es como para tener en cuenta a la hora de escribir tus escenas. Y, en todo caso, si la idea es arreglar toda la mieda de Guerra Civil, lo que no es una buena idea de ningún modo es una discusión con dos personajes comportándose como psicóticos, que era el gran error de GC. Así que tenemos a un tipo que se supone que es la encarnación del temple y el saber estar como el Capitán América completamente pasado de vueltas emprendiéndola a gritos con un compañero delante de otro compañero que está viviendo un drama. Absurdo. Y ala, ya está, ya hemos comentado todo el comic.

 

P: Esa es toda la parte que supuestamente tiene contenido del comic. Y efectivamente, es malísima. Pero no es todo el comic, o duraría 8 páginas en vez de 5 números. Lo que sigue es meterles en una aventura aleatoria donde, supuestamente, se olvidarán de sus diferencias mediante el viejo método de luchar juntos, y así volver a ser los mejores amigos del mundo. Es así de superficial. Así que el resto del número, como el título español chafa un poco, es tener a los tres Vengadores principales separados en varios sitios de Asgard, y metiendose en follones. A diferencia de lo anterior, donde tenía que mostrar caracterizaciones complejas, esto aún entra dentro de las capacidades de Bendis, y son principios de historia de acción/aventuras respetables. Claro, que con los años, Bendis ha demostrado que sabe empezar este tipo de historias, lo que no sabe es salir de ellas. Y para no terminar el comic sin cagarla otra vez, recupera a un personaje que llevaba años sin aparecer, y le borra décadas de desarrollo, volviendo a transformarle en un villano carcajeante en vez del personaje más ambiguo y complejo que lleva siendo desde los 90. Bendis: Peor que los 90.

 

A: Además de que cuando era un villano carcajeante nunca tuvo tanta entidad como para representar una amenaza de este calibre, sino que como mucho tenía un papel más o menos relevante en historias que le sobrepasaban. Y eso, las introducciones son respetables sobre todo porque son unas señoras introducciónes. Si recuerdas en comienzo de los Vengadores de Busiek, se establece una amenaza asgardiana en 15 páginas menos e implicando a 15 personajes más.

 

P: 40 personajes más, siendo pedantes. Y ya puestos, no es que ese villano no tuviera entidad o poder, es que nunca tuvo motivación para armar follones como estos. Supongo que el aumento de poder, como en el ejemplo que pones, estará justificado por algún elemento mágico. O quizá estoy siendo demasiado generoso con Bendis.

Lo único irreprochable de este comic es el dibujo de Alan Davis. Es una pena que, ahora que sólo trabaja en proyectos especiales, se le coja para uno tan tonto. Pero bueno, al menos tiene oportunidad para divertirse dibujando todo tipo de monstruitos asgardianos, acción retro, y por supuesto, la armadura clásica de Iron Man, que es la única que le gusta.

 

A: Se nota que el principal objetivo de este comic es tener a Davis volviendo a las andadas. Y en ese sentido se agradece.

 

P: Al menos la mini tiene un objetivo, pero es uno que hace fatal. Y demuestra que por mucha Edad Heroica, Bendis sigue siendo tan malo escribiendo a los Vengadores como en 2004. Por otro lado, si lo que quieres es ver a Davis dibujando peleas tontas, es tu comic. No Recomendado (3)

 

 

 

X-Men: Advenimiento Nº2

 

Oficialmente, este es el final de Advenimiento. Realmente, la historia terminó en los capítulos del mes pasado, y esto es un epílogo para ver como han quedado las cosas y preparar el camino para lo que viene después. Eso de por si ya es una mejora respecto a la anterior saga, que empezó todo esto, Complejo de Mesias, que terminaba abruptamente y dejando todo en el aire. Pero también hay mejoras importantes menos en la superficie. Por mucho que se empeñaran en que aquella saga lo iba a cambiar todo, en realidad fueron 12 números de buenos y malos persiguiendose y pegandose mutuamente, y lo único que cambiaba era que algunas cosas se rompían por el camino. La dirección de las series, lisiada críticamente desde el Dia M, seguía con los mismos problemas de antes, simplemente echando balones fuera con la idea de que la niña mesías quizá podía arreglar las cosas algún día, de alguna manera inexplicada. (También se pusieron las semillas de la mudanza a San Francisco y la idea actual del General Ciclope, pero eso no fue realmente hasta después del crossover) Aquí, si que hay una dirección nueva y prometedora (la última página se encarga de dejarlo claro) que va a permitir que las historias no sean reciclar permanentemente a los mismos personajes en historias cada vez más deprimentes. Igualmente, esta historia tenía una forma y una estructura mucho más clara que la de Complejo de Mesias. Ha tenido una estructura en 3 actos muy clara (cada mes un acto), con su propio tema y límites marcados, y sus climax y consecuencias. El primer mes era similar a Complejo, con persecuciones para coger a Hope. El segundo eran consecuencias del primero mientras se preparaba la batalla final, y el tercero era esa misma batalla. No todo estaba igual de bien escrito, pero en general, la historia tenía mucho más contenido, estaba mucho más centrada, y en general funcionaba mejor. También las series encajan más orgánicamente, con todos los protagonistas siendo habitantes de Utopia (a diferencia de la participación de Factor-X en Utopia, que se notaba forzada) y todos teniendo participación en el capítulo que les toca, generalmente. Si es por los cambios de guionistas (Fraction en vez de Brubaker, Wells en vez de David, el otro 50% sigue igual), del editor, o que simplemente se lo han montado mejor, es difícil de saber.

 

No es que no haya tenido defectos. Los villanos eran todos estereotipos tontos de anti-mutantes, resucitados de las peores historias de la franquicia (una especie de Peores Éxitos), y excepto Bastion y los Nimrods en el último acto (una especie de monstruos de final de juego, ya que estoy con analogia de otros medios), todos amenazas bastante pobres. La muerte de Cable estaba bastante bien hecha, emotiva, temáticamente apropiada, y daba una verdadera sensación de final para su historia. Pero eso hace que se note más que la de Rondador Nocturno es todo lo contrario, una muerte al azar porque había que matar a alguien cuya muerte resultara importante y afectara a mucha gente, aunque no tenga nada que ver con el personaje, simplemente porque no lo estaban usando casi. Igualmente, la puñetera moda de matar y mutilar gratuitamente a los personajes secundarios llama mucho la atención: Con dos muertes importantes, ¿realmente hacía falta matar gratuitamente a otro par de mutantes de tercera? ¿Realmente sirve para algo dejar coja a Karma? ¿No sería suficiente para dejar claro que esto va en serio tenerles heridos y convalecientes durante meses, en vez de algunos mutilados y el resto como si nada al número siguiente? Y realmente, ¿tienen que mutilar a Infernal en todos los crossovers? Esto se parece a lo de Riesgo y Superboy-Prime en DC, pero al menos allí va en cachondeo. Esos problemas, y algún otro, aparte, la historia ha funcionado bien. Muchas cosas que llevan hirviendo desde Complejo de Mesias llegan al punto de ebullición de manera apropiada. Hope y Bastion, claro, pero también el secreto de Fuerza-X, y la idea de que Cíclope se está metiendo en una dirección peligrosa y alienando a sus antiguos amigos.

 

Y este especial va de recoger todo eso, y de tirar hacia delante. Son cuatro historias, cada una correspondiente a una de las series que han participado en el crossover. La de Nuevos Mutantes, por Wells, usa la excusa de la mutilación de Karma para mostrarnos las consecuencias del crossover entre los heridos, y de paso, contarnos como se ve desde abajo todo lo que ha pasado. Eso da para buen juego de personajes y de interacciones entre ellos. El dibujo de Ibraim Robinson es aceptable.

 

La de X-Men: Legado, por Carey, nos cuenta las consecuencias que recibe Pícara por su participación en Advenimiento. Presumiblemente, eso afectará a la dirección del personaje y la serie, al menos durante los próximos meses. Lo más importante del segmento, sin embargo, es el funeral de Cable, con mucho sentimiento en el discurso por parte de Hope, todas las apariciones necesarias atendiendo el funeral… pero se echa de menos que sus demás amigos y seres queridos digan algo. El dibujo se Esaad Ribic es bastante bueno, y le da la solemnidad adecuada.

 

Kyle y Yost se despiden de su Fuerza-X, en una historia que va precisamente de su disolución como consecuencia de que se hiciera pública su existencia. Es una buena conclusión para la historia, con las consecuencias que tiene que tener. Por un lado, las públicas con Cíclope, de porque no es práctico que siga existiendo Fueza-X, por otro lado las privadas, con los motivos morales, en una buena escena entre Tormenta y Lobezno. Y entonces se presenta a la nueva Fuerza-X, de manera un poco forzada y no muy bien explicada, la verdad. Supongo que le pasan el muerto al siguiente guionista. De todas maneras, aunque la escena hubiese sido mejor, habría quedado mal igualmente, por culpa del dibujo de Land, que transforma algo que debería ser impresionante, en una mezcla de poses raras, perspectivas deformes, caras inhumanas y personajes irreconocibles. Si hay algo que hay que eliminar de la franquicia mutante, más que el Dia M, o el exceso de series redundantes, es a Land.

 

Por último, viene la parte más importante, que es la de Patrulla-X de Fraction. Son muchas escenas de personajes interactuando, muy bien escritas (aunque la parte de la Bestia es algo redundante… ¿Cuántas veces vamos a ver la escena donde Hank se marcha enfadado por la dirección que ha tomado Scott?), con algunas respuestas con respecto a Hope (pero no todas, desgraciadamente no se resuelve la más obvia de su conexión con Jean y/o el Fenix… aún así, hay una escena que deja claro que Emma ha notado la conexión, y no le ha sentado nada bien, sin necesidad de diálogo… muy bueno el dibujo de Dodson) y un final absolutamente perfecto. Es un final de “ya era hora, maldita sea”, que puede hacer que te salte una lágrima de alegría. Sea de alegría por los personajes, ya que Fraction ha llevado muy bien la transición de desesperación a esperanza, de manera que queda catártico… o sea alegría por los lectores, ya que por fin, la franquicia vuelve a prometer con una dirección nueva. Recomendado (8)

 

 

 

Y el resto… (para más información, escuchad el podcast)

 

Capitán America Nº3: El plan de Zemo se revela, y resulta ser una idea bastante buena, insidiosa y ambiguamente moral, como debe ser. Buena ambientación y desarrollo, y uso de los recursos que tiene, mejor de lo que parecía. Recomendado (8)

 

Cuatro Fantásticos Nº39: La historia principal es un poco tonta, y el villano se manifiesta y es derrotado un poco abruptamente, pero sirve para que haya caracterización. Lo mejor son los subargumentos, que recogen distintas tramas presentadas hasta ahora, y las llevan a sitios de lo más interesante. El dibujo está mejorando. Recomendado (8)

 

Guerreros Secretos Nº18: Las tramas de los tres tiempos avanzan todas bien, y hay una pequeña gran revelación. O no. Recomendado (8)

 

Hulk Nº31: Termina la saga, y termina la etapa del Loeb, para regocijo general. Un número es pelea entre rojo y verde, y es un poco tonta, aunque tiene un buen final. El otro es Banner contra hijo, y es mucho mejor, una gran conclusión para el último par de años. Dibujo espectacular. Recomendado (7)

 

Iron Man Nº3: Más de lo mismo, que se hace algo pesado. Neutral (6)

 

Nuevos Vengadores Nº2: Pelea tonta de personajes bendisianos genéricos contra un negro gigante, y al final un par de giros. Podría ser peor. Neutral (6)

 

Ultimate Vengadores Nº6: Millar se lo toma un poco más en serio y sin muchas chorradas para escandalizar, y le sale mejor que de costumbre, con incluso desarrollo de verdad para algunos personajes. Neutral (6)

 

Vengadores Nº3: La mitad es pelea tonta, la otra mitad interacción tonta hasta que pasa la siguiente cosa aleatoria. No Recomendado (4)

 

Vengadores Secretos Nº3: Los villanos y la situación están mejor explorados esta vez, y la situación se hace más interesante. Recomendado (7)

 

X-Men: Legado Nº64: Nueva saga, con una selección curiosa de personajes. La historia no parece gran cosa de momento, y los villanos no funcionaron la vez anterior, pero quizá esta vez mejoren. Dibujo decente. Recomendado (7)

 

 

 

Y eso es todo por esta semana. La que viene tocan tomos: Ojo de Halcón y Pajaro Burlón debutan su nueva serie (que no ha ido mucho más allá), Amadeus Cho toma el control en Principe del Poder (que tampoco va a durar mucho más), tenemos el penúltimo tomo de Agentes de Atlas (estamos optimistas hoy) y se reunen varias miniseries y especiales derivados de Advenimiento en un tomo. Bueno, y en el Día Más Brillante seguiremos explorando el anillo blanco dichoso. Segundos saludos.

Anuncios

3 comentarios to “Criticas Reconstructivas: Semana del 28 de Marzo al 3 de Abril”

  1. Miki Says:

    Pues creo que Factor X no ha salido porque el del mes pasado era el último número de 24 páginas y a partir de ahora se va a publicar en tomo a partir de septiembre. En la última página se cuenta por… ¿J. Clemente?, bueno, eso, que se nos acabó el Factor X mensual.

  2. albertoreilly Says:

    Voy a tener que empezar a cometer más fallos, es la única manera de que comenteis algo.

    Gracias.

  3. Miki Says:

    No hay de qué.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: