Criticas Reconstructivas: Semana del 22 al 28 de Agosto

2 septiembre, 2011

Hola a todos, bienvenidos una semana más a estas críticas. Esta semana, terminamos agosto, la calma antes de la tempestad. Planeta está de vacaciones, asi que únicamente comentamos un número de Batman que teníamos pendiente, del que se podía decir mucho. También se suponía que iba a salir un tomo de la LJA, pero brilla por su ausencia. Por lo demás, hay varios tomos de Norma, y algunos de otras editoriales pequeñas, que aprovechando la ausencia de las grandes, podemos comentar un poquito más. Todo aquí, así que esta semana no hace falta podcast. Por lo demás, es la semana de contener el aliento antes de septiembre. A partir de ahí, las cosas se pondrán interesantes. Aprovechemos el respiro.

Esta semana:

 

 

 

 

 

 

Angel: Tras la Caida Nº6

 

La serie regular de Angel de IDW continúa, ya sin ideas de Whedon ni ninguna directriz en general, y con la sensación de que nada de esto va a importar, porque la historia de los personajes continuará en Buffy de las manos de su creador sin ninguna mención de todo esto. Así que volvemos a estar en terreno de “material extra de los personajes que no importa” como los comics originales de la franquicia que Norma publica en omnibus. Aquí vuelve Brian Lynch, que escribió el año original de esta serie, y aún está con consecuencias de esa historia, ignorando bastante el tomo anterior que era bastante tonto, la verdad.

 

Son varias historias sueltas. La primera es atar el cabo suelto de tener a Gunn en el hospital, y es basicamente un team-up con Illyria contra los villanos de la semana. Hay un poco de caracterización e interacción buena con ambos personajes que salva un poco la historia. Illyria es un personaje dificil de manejar, sobre todo sus pautas de diálogo, pero Lynch es bueno imitando las maneras de hablar, si no otra cosa. Los manda en una nueva dirección que no está mal, además. El dibujo es mediocre.

 

El segundo tiene el retorno de Drusilla, que siempre resultó extraño que desapareciera a mitad de la segunda temporada y no volviera a aparecer en el presente. No la tenemos encontrandose por fin al Spike heroico, me temo. La historia, que por cierto, esta coescrita por Juliet Landau, la actriz que interpreta al personaje (no es la primera vez que se hace algo así, Amber Benson también escribió un comic de Tara en la serie original) nos cuenta donde ha estado últimamente y porque no ha participado. Lo que pasa es que la historia está contada desde el punto de vista de Dru, y Dru está como una cabra. Así que es una mezcla entre alucinaciones difíciles de interpretar y repaso silencioso a cosas que ya sabemos. A lo mejor hay algo más debajo de la superficie, pero en principio parece un poco de pérdida de tiempo.

 

El tercer número trancurre en una convención de ciencia-ficción, por aquello de que los protagonistas ahora son famosos. Y es un número muy malo, copiando una premisa de un episodio de Buffy que sólo sirve para hacer chistes muy malos, situaciones que intentan ser graciosas pero no lo son, y nada de desarrollo de los personajes. El dibujo es aun peor que en el resto del tomo.

 

El último número es el de la portada, y al menos es una idea original. La idea es que como todo el mundo en LA recuerda el primer año de la serie, también lo recuerdan en Hollywood, y han decidido hacer una película sobre el tema. Lo que pasa es que es un blockbuster de mierda, por tanto, se han tomado un montón de libertades con la historia para meterlo en el molde de todas esas películas, aunque sea con apisionadora. El chiste es ver todos esos cambios, y reirse de lo increiblemente estúpidos que son los argumentos y diálogos de este tipo de películas. Y efectivamente, son malísimos, por eso no veo esas películas y puedo amenazar con violencia si alguien me dice de ir a verlas. Pero hacer un pastiche de esas cosas no las hace inmediatamente graciosas. Habría que exagerarlo más, o al menos hacerlo más gracioso. Tal y como está, ves la burla, ves que se supone que tiene que ser gracioso (y las adaptaciones de los personaje son graciosas, la verdad) pero no llega a serlo. Lo mismo para las parodias de anuncios, con el añadido de que si no leias comics en los 70-80 no pillarás parte. El dibujo es de Urru, que hizo la historia original, así que queda apropiado, y lo bueno es que deja claro que actores interpretan a que personaje en la película, y se aprecia más que no tome tanta referencia con los actores de la serie de verdad.

 

Una curiosidad con algún punto bueno, pero nada recomendable para los que no sean fans completistas. Es decir, como en los viejos tiempos. Neutral (5)

 

 

 

Batman Nº49

 

P: Atento, que es complicado. No el comic, sino la edición de Planeta: Esto lleva los nº701 y 702 de Batman, que es la serie que habitualmente lleva Tony Daniel, pero a la que ha vuelto Morrison durante 3 meses. Esos números llevan un epílogo a Batman RIP (publicado en tomo hace dos años) y que además sirve de prólogo al Regreso de Bruce Wayne, que es la miniserie que Planeta publicó en los números anteriores de la edición española. (Por si eso te parece poco complicado, esa miniserie iba entrelazada con números anteriores de Batman y Robin, que se publicaron antes. Y falta por publicar el nº700, que transcurre tras los nº701-702, pero antes que el Regreso) Porque la saga es simple, y conviene publicarla desordenada por ningún motivo en absoluto.

Básicamente, esto es Morrison y Daniel volviendo a la serie a contarnos un epílogo de Batman RIP, que además sirve de prólogo al Regreso de Bruce Wayne. Habiendo podido leer ambas cosas, queda bastante claro que esta historia no era realmente necesaria. Porque la historia hace básicamente tres cosas: Una, explicar como escapa Batman del accidente de helicoptero al final de RIP. Realmente, eso era bastante innecesario. Es Batman. ¿Realmente necesitas saber como escapa de algo tan básico? Dos, volver a contar Crisis Final para el beneficio de los que se la perdieran. Vale, está bien que se pueda leer todo el Batman de Morrison sin necesidad de leer una miniserie aparte, pero realmente, siendo el mismo autor y tan importante, ¿habia alguien que no lo hubiera leido? ¿Y realmente necesitaba volver a contar lo mismo detalladamente? Y tres, contarnos como llega Bruce de su “muerte” en Crisis a la prehistoria cuando empieza Regreso. Eso parecía muy tonto, pero viene con un par de explicaciones bastante importantes. De hecho, una es una explicación vital sobre el villano de toda la mega-historia que es la única información de este comic que no podía deducirse del todo.

 

A: Seguramente como cosas concretas este número puede ofrecer poco nuevo. Pero, desde mi punto de vista, tanto Batman RIP como Crisis Final son historias que salieron de la mente brillante de Morrison pero que, al contrario que en otras ocasiones, no ha logrado depurar lo suficiente para que queden claras al lector medio. Hemos tenido una serie de historias que muchos percibiamos que estaban siendo trepidantes y geniales pero que, en algún punto, nos superaban. Así que hacer este pequeño repaso donde se deja bien claro lo atado que estaba todo creo que no sobra.

 

P: En su estilo actual de lanzar un montón de información al lector y esperar a que sea inteligente y sepa atar los cabos él solo, muchos de sus comics recientes requieren una segunda o tercera lectura para entender bien la trama. (Aunque no creo que Crisis Final sea de esos, era bastante directa, Superman Beyond aparte) Creo que es maravilloso que un guionista no sólo respete la inteligencia del lector y no crea que haya que darselo todo masticado, sino que en tiempos de estiramientos exagerados de historias, lance historias que no sólo están rellenas de material, sino que te siguen aportando entretenimiento conforme pasa el tiempo. P: Por supuesto, muchos de estos comics podrían venir acompañados de otras historias donde se ralentiza la acción y se explica todo lentamente para que se pille a la primera. ¿Pero donde está la gracia de eso?

 

A: No me vale ese argumento. Morrison lo ha hecho mucho mejor en otras ocasiones, con historias donde la trama básica se entendía perfectamente y posteriores lecturas aportaban muchos más detalles y background que lo hacía encajar todo mucho mejor. Cuando al comic le empieza a faltar el punto de enganche básico (saber qué está pasando) produce alienación en el lector y no estimula la relectura.

 

P: Realmente, no veo nada en este comic que ayude a entender mejor nada, en el sentido de dar información que no existiera antes. Todo lo que necesitabas saber para Crisis Final estaba en Crisis Final. El Regreso de Bruce Wayne empieza bastante claro, y si se vuelve algo confuso al final, nada de esto ayuda a entenderlo. Y las conexiones entre las historias también estaban bastante claras.

No es que sea un mal comic. El vistazo a como hace Batman de manera cotidiana algo tan exagerado como sobrevivir a una muerte en llamas y recuperarse de una gran saga mortal es bastante curioso. Hay un detalle muy bonito que sigue una buena escena del principio de la etapa que demuestra atención al detalle y otra manera de heroismo de Batman. Y aunque la segunda mitad de la historia es sobre todo repetir Crisis Final, Morrison le da, claro, una gran sensación de que está pasando algo cataclísmico y que Batman se está metiendo en su mayor problema hasta ahora, pero que aún así podrá salir.

 

A: Batman es un personaje que tiende tanto a deshumanizarse que todo esfuerzo por integrar un poco de emoción en su mundo de hipecontrol y disciplina obsesiva es tan agradecible como complicado y meritorio. Y con eso me refiero tanto a la escena a la que te refieres al principio como a lo otro, a demostrar un poco de humanidad en el propio Bruce, que se da cuenta de que se está metiendo en una aventura que podría ir más allá de sus posibilidades. Pero, por supuesto, nunca lo está.

 

P: En cuanto al dibujo, Daniel ha mejorado desde la última vez. Es decir, sigue siendo muy feo, su Batman está ridiculamente hipertrofiado, y su mundo está casi ausente de detalle. Pero al menos ahora la acción está mucho más clara (excepto en las escenas más complicadas, se ve lo que pasa) y tiene un poco más de sensación de tridimensionalidad. Sigue sin estar a la altura necesaria. eso si.

 

A: Como feo sigue siendo feo pero al menos si, da la impresión de que compone mejor las escenas. El final, por ejemplo queda muy bien. Refleja muy bien visualmente lo que Morrison creo que ha pretendido demostrar con El Regreso de Bruce Wayne: que Batman se ha creado su propia leyenda fundacional.

 

P: Y con esa cuña, aprovechamos la coyuntura para comentar un poco la miniserie de Bruce Wayne. Que pretende cuatro cosas. Una a nivel puramente argumental, contarnos como vuelve Bruce. Otra a nivel de diversión, que es jugar con distintas épocas y géneros. Otra a nivel estructural, que es hacer otra de las tramas hipercomplejas de Morrison que entrelazan varias series como un puzzle. Y otra a nivel temático, que es lo que tu dices, llevar el concepto de Batman más allá de simplemente un niño rico reaccionando ante un crimen, sino convertirlo en una leyenda que trasciende el tiempo y el espacio, a base de demostrar que Bruce Wayne es tan asombroso que puede rehacerse de cero pase lo que pase.

 

A: A ese nivel, me gustaría destacar un diálogo de Alfred que justifica por sí solo la existencia de la historia que hemos comentado antes: “Es curiosos pensar qué hubiese pasado si nada hubiese aparecido en la ventana aquella noche, señor Bruce. ¿Se hubiese conviertido usted en La Cortina, el vengador contra el crimen?”.

 

P: Literalmente, me estuve riendo un buen rato con esa escena. Alfred está perfecto con su humor seco británico. Pero ahí subyace la idea principal de toda la etapa de Morrison: Que si Batman no existiera, tendría que inventarse a si mismo, de una manera u otra. Bruce Wayne va a ser Batman, y va a hacerlo imparable, pase lo que pase. Además, al hacerlo mediante este viaje en el tiempo, deja clara otra de sus ideas principales sobre el concepto: Que aunque lo habitual es que sea un amargado que combate contra chorizos y locos en callejones, el concepto de Batman es suficientemente adaptable para mucho más, y todos son versiones válidas de Batman, aunque a ti te guste más una que otra. P: Batman es un concepto suficientemente maleable y suficientemente sólido como para que lo pongas en la prehistoria o en el oeste, y siga funcionando perfectamente, aunque parezca mentira. También se agradece que no haya sido un desfile de Otros Mundos, de ver continuamente los mismos conceptos pero cambiados de época. Vemos ecos de Robin, de Catwoman, del Joker, y de otros personajes y conceptos, pero no suelen ser obvios, y sólo suele haber uno en general, no uno cada número. Y son secundarios a la historia, además.

También se adapta perfectamente a cada género: La prehistoria es simple. La época puritana es opresiva y misteriosa. Las de piratas, western y género negro se adaptan perfectamente a todos los elementos de sus géneros, y la ciencia-ficción es un desmadre, claro. Y todo contando un capítulo en una historia más grande, no simplemente jugando con los géneros.

 

A: Si, poquito a poquito (en algunos más que en otros) se va añadiendo un elemento más y tejiendo el gran concepto, que es el corolario del Batman de Morrison: si Batman RIP demuestra que Bruce es un hombre que ha conseguido ser prácticamente perfecto física e intelectualmente y puede vencer cualquier reto, el Regreso de Bruce Wayne viene a decir que el propio concepto de Batman es tan genial y tan perfecto que no lo podría haber generado otro que no fuese… Bruce Wayne. Más o menos, vaya.

 

P: La estructura está muy bien pensada. No sólo encaja perfectamente con las pistas dadas en RIP y en Batman y Robin (entrelazando tan bien con esta que es dificil saber que leer antes), se nota la preparación cuidadosa de Morrison: No sólo se nos explica por fin el verdadero origen del Doctor Hurt, usando pistas que se han dado anteriormente… los flashbacks a hace 30 años de Batman RIP resulta que acaban siendo vitales, hasta el punto de que una pequeña mención allí de un detective que se desvaneció misteriosamente acaba resultando el argumento entero del nº5 de Regreso. Y por supuesto, Morrison se ha documentando impresionantemente sobre Batman, y ha encajado su historia perfectamente dentro del entramado de 70 años del personaje, de manera que el malo de la serie resulta ser el mismo que de una historia de Milligan del 90, parte de la historia de Hurt resulta ser un homenaje/versión moderna del viejo Thomas Wayne Jr. pre-Crisis, y claro, por si no lo sabías, el árbol genealógico de los Wayne que se usa no es inventado, está basado en menciones que se han hecho a lo largo de décadas. Fascinante, y lo mejor es que no molesta si no lo pillas.

 

A: Como es mi caso, je.

 

P: Lo que pasa es que, si hasta el capítulo final se podía disfrutar cada aventura de por si, y con un poquito de atención se podía entender todo, en el capítulo final se le va un poco de las manos. Como es ciencia-ficción, no sólo los conceptos, sino la manera de contarlos, acaban siendo un tanto experimentales, y por tanto difíciles de seguir. No ya como encaja todo, sino lo que está pasando.

 

A: De hecho, toda la idea de los bichejos espacio-temporales que están tras el telón toda la historia, y sobre todo su aspecto, recuerda a los comics más pisicodélicos y caóticos de Morrison.

 

P: Se podría decir que el género que imita el último número son los Comics Morrison… ¡¡porque Morrison es el Futuro!!

En cuanto al dibujo, en DC aprendieron de lecciones anteriores, y eligieron un equipo de dibujantes buenos, la mayoría de los cuales ya han colaborado con Morrison antes, uno apropiado para cada género. Desgraciadamente, aunque la mayoría cumplieron (Sprouse, Irving, Paquette, Sook), DC no aprendió todas las lecciones, y la mini no sólo salió tarde, dos números tuvieron que cambiar de dibujante. El del Oeste tuvo a un Jeanty que tuvo que hacerlo muy apresuradamente y no estaba a la altura de su trabajo en Buffy (y tampoco le pega al Oeste) y el final tiene el retorno de Garbett, que hizo Extremaunción, y no sólo no es bueno, ni futurista, ayuda con la confusión de la acción. Mención especial a Pere Perez, que hace un par de suplencias tan buenas que ni se notan.

 

A: Yo creo que el peor resultado es el del último número. Ya la acción y los conceptos son complicados de por sí como para encomendárselos a un tipo con tan poca pericia.

 

P: Aunque no es perfecto, el resultado de todo este entramado ha sido muy bueno, y ha acabado siendo una gran historia de Batman. Y Morrison aún tiene pensados dos años más de Batman Inc, que prometen ser aún mejores. En cuanto a este número, es un poco innecesario, pero tiene sus cosas buenas. Recomendado (8)

 

 

 

Boys: El Afable Escocés

 

Esto es una miniserie spin-off de Boys, pero está escrita también por Garth Ennis, así que es tan parte de la serie regular como el resto, lo mismo que pasó con los especiales de Predicador en su día.

 

La gracia de Boys es que aunque el argumento principal ha sido la misantropía habitual de Ennis de siempre, el corazón de la serie ha sido la historia de la relación entre el personaje principal (o al menos el punto de vista del lector)n Hughie y su nueva novia Annie. Ha sido un romance enormemente dulce y realista con puntos cómicos que abarca todos los puntos del desarrollo de una relación, sociales, emocionales y sexuales. Es quizá el mejor romance que ha hecho Ennis (aunque tiene competencia, porque es un sentimental muy en el fondo) y era un buen contrapunto a toda la violencia gratuita del resto de la serie, con el añadido de que tenía un trasfondo trágico, porque ella es una “superheroe” y él odia a toda esa gente y es uno de los encargados de matarlos si se pasan de la raya. Todo esto sin que ninguno sepa el secreto del otro, claro. En el último tomo, Hughie descubría el secreto de Annie y cortaba con ella, decisión que probablemente tenía más que ver con el hecho de que también descubría que tuvo que hacerle favores sexuales a los supers para entrar en el análogo de la LJA que con otra cosa. Mejor, porque si no, Hughie se habría convertido en un hipócrita enorme, que es lo que le está pasando a Peter Parker, pero eso es aparte.

 

El caso es que después de esto, Hughie necesitaba un tiempo para aclararse las ideas, y de eso va está miniserie dedicada enteramente a él (es el escocés del título), volviendo a casa, decidiendo que va a hacer con su vida y… bueno, aquí es donde uno suele decir que se ve involucrado en aventuras, pero eso sería exagerar. Se ve involucrado en sucesos ligeramente dramáticos sería más acertado. No es una miniserie de acción y aventuras, precisamente. Conocemos a su familia y a sus antiguos amigos y vecinos, y son tan esperpénticos como podías esperar de Ennis. Al menos no son estereotipos escoceses por lo general (excepto un cura completamente absurdo que parece sacado del equivalente británico de Zipi y Zape, que es el único elemento completamente cómico de la miniserie)

 

Durante la miniserie se nos cuenta el origen, bueno, mejor dicho, la infancia de Hughie, y es tan tranquila como podías esperar. Explica perfectamente la clase de persona en la que se ha convertido, y sirve como parodia divertida de los orígenes habituales, incluido los de sus compañeros de grupo en tomos anteriores. También se nos explica el origen de Annie (la mini nos cuenta lo que está haciendo mientras tanto) y ese es más interesante, explicando muchas cosas sobre como funcionan los supers de este universo. Como llegan ambos a aceptar todo lo que ha pasado está maravillosamente hecho, claro. Un poco anticlimático, pero es más realista que un enorme drama.

 

La parte con las desventuras de los amigos raros de Huguie no funciona tan bien, en parte porque Ennis no termina de encontrar el equilibrio entre que sean ridículos y que nos tengamos que tomar en serio lo que les pase. Se tira mucho tiempo con humor tonto al principio hasta que empieza la historia de verdad. Al menos las relaciones si que quedan creibles.

 

El dibujo no es de Darick Robertson (puede hacer más de un comic al mes, pero está demasiado ocupado para hacer una miniserie extra entera), sino de John McCrea, colaborador de siempre de Ennis que ya hizo la miniserie derivada anterior. Su estilo es más suelto y caricaturesco que el de Robertson, pero los protagonistas son perfectamente distinguibles, y le da el toque absurdo necesario al pueblo de Escocia donde transcurre. Decir que es bueno con la comedia no es ninguna sorpresa, ni que también pueda hacer emociones que queden bien pese a la caricatura.

 

Esta serie siempre es mejor cuando no se dedica a tonterías truculentas o parodia burda, y esta miniserie no es una excepción. Muy Recomendado (9)

 

 

 

Causas Nobles

 

Primera publicación americana (al menos, que yo sepa) de una nueva editorial con el curioso nombre de “Patito Editorial”. Y vale que sean novatos, pero esta es una edición bastante mala. Para empezar, se han saltado una miniserie entera desde la última que se publicó en España. Luego, en ningún momento en todo el tomo pone que material americano lleva, o donde ha salido el material anterior, o que es el cuarto volumen de la serie. Por no tener, no tiene ni las portadas originales, creo. Es llevar el minimalismo, el informar y publicar lo menos posible, a la máxima expresión. Al menos han conservado la página de introducción a los personajes. Y la traducción es buena, han traducido hasta el título.

 

Esto es el cuarto volumen de Causas Nobles, una serie de creación propia de Jay Faerber (que a lo mejor recordareis de etapas en Generación-X, Nuevos Guerreros y Titanes a finales de los 90) para Image que ha durado más o menos todos los 00. Empezó a principios de década, terminó hace un par de años. Planeta publicó las dos primeras miniseries hace 7 años, nada menos, y nunca más se supo. Ahora, esta editorial nueva ha decidido rescatar la serie, muy curiosamente, saltarse la tercera mini (y empezar por la serie regular que iba después. Claro, ese salto dejará completamente confusos a los que leyeran la edición española, porque en ella resucitaba uno de los protagonistas, porque en este tomo hacen como si nunca hubiera muerto, entre otras cosas, pero así es la vida.

 

Para los que no hayan leido nada de la serie, la idea es hacer un drama superheroico que no finge que no es culebrón, sino que lo acepta. Llevandolo al extremo lógico, esto es una telenovela de las clásicas tipo Dallas o Falcon Crest, sobre las enrevesadas vidas de los ricos y poderosos, sólo que en este caso, son poderosos de manera literal: Los Noble no son magnates de ninguna industria o aristócratas, son superhéroes. Así que se pueden aprovechar los puntos fuertes de ambos géneros: Tienes el drama y los giros exagerados de los culebrones, tienes la acción e imaginación ocasional de los superhéroes, y además, el poder aplicar elementos más fantásticos permite que el culebrón tenga nuevos tipos de giro no usados habitualmente en el género.

 

Se podría decir que no es algo tan nuevo, porque desde hace décadas que los comics de superhéroes se parecen a los culebrones, pero esta serie los imita en más sentidos de lo habitual, y queda más natural. Además, Faerber no se duerme en los laureles y no hace simplemente un pastiche: Se esfuerza en que las situaciones y revelaciones no sean típicas, y en que los personajes tengan bastante más credibilidad de lo que suelen tener estas familias. Empiezan todos siendo arquetipos, pero van demostrando matices y desarrollandose conforme avanzan los números. Y los giros y todo eso están al servicio de los personajes y la historia y no únicamente para llamar la atención.

 

En este tomo, al estilo habitual, se empieza sin necesitar saber mucho o nada de la serie, y enseguida se mete a los distintos personajes en misterios, tramas y similares, todos una buena mezcla de ambos géneros. Todos van alternandose y desarrollandose a largo plazo, de hecho, la mitad aún están a medias cuando termina el tomo. No todas funcionan igual de bien, algunas se hacen lentas y un poco pesadas (sobre todo la principal sobre Zephyr), pero por lo demás tienen buen ritmo, caracterización y diálogos, y cada una tiene un giro que pone las cosas interesantes. Bueno, menoz Liz y Race, que se ve que Faerber ya no sabe que hacer con ellos ahora que ya no cumplen su cometido inicial.

 

El dibujo de este tomo es de un novato con el curioso nombre de Fran Bueno. Y no es demasiado como su apellido. Se le nota que es novato, y le falta por aprender en atractivo, cuidado y detalle. Pero al menos no lo hace del todo mal, se puede seguir la acción, y tiene un estilo consistente con lo anterior.

 

Dada la edición, y que es una serie poco conocida y ya cancelada, es difícil de ver el futuro que puede tener, teniendo en cuenta que no es una historia completa sino un comienzo. Pero no teniendo en cuenta eso, y si te gustan los culebrones superheroicos, Recomendado (7)

 

 

 

Tom Strong Vol. 7

 

Este es el último volumen de Tom Strong, y lo último que se publicará jamás de la difunta línea ABC. A Norma le ha dado tiempo a publicarlo todo antes de que caduquen los derechos. Al menos esta vez en Norma han sido sinceros y no han puesto a Alan Moore en los créditos de la portada, porque hace tiempo que no tenía nada que ver, con la excepción del último número de la serie regular, que servía de epílogo a toda la línea. Su sucesor en la serie fue Peter Hogan, que es un autor de comics británicos sin demasiado éxito, del que aquí sólo hemos visto esta serie. Sus números no fueron particularmente reseñables, por eso dejé de reseñarlos.

 

Así que aquí tenemos una miniserie reciente que transcurre tras el final de la serie, los Robots de la Perdición. Empieza mal, deshaciendo el final de la serie regular para tener la historia (¿tanto costaba decir que transcurre antes? Habria encajado bien) y a partir de ahí… no es que sea mala, pero parece exactamente lo que es, un intento malo de imitar lo que hizo Moore en la serie. Es una aventura a través del tiempo y el espacio tratando de detener el último plan del que quizá era el único cabo suelto de la serie, el hijo malvado de Tom Strong (concebido mediante violación, por supuesto, porque tiene que haber violaciones en todos los comics de Moore). Intenta ser una divertida aventura en plan pulp imaginativo, como la serie original. En vez de eso, no tiene nada de imaginación, simplemente recombina los conceptos que ha heredado, y tampoco mucho. La acción en vez de ser emocionante parece que esté sedada. La tensión es casi inexistente, no parece en casi ningún momento que sea una aventura trepidante. Los personajes están bien escritos, y le da un poco de emoción a la conclusión personal de los personajes, pero poco más. El dibujo de Chris Sprouse es muy bueno, como siempre, pero se nota que no tiene mucho que dibujar que capture la imaginación, no hay nada memorable.

 

El tomo también incluye el especial de hace bastantes años de los Mil Mundos de Tesla Strong, que ya comenté en su día (precisamente cuando Causas Nobles de ahí arriba). Es una de esas aventuras que van únicamente de divertirse y de meter a la protagonista en distintos mundos (la mayoría ya habían aparecido antes en la serie, o son homenajes a otras historias) y hacer el tonto con las versiones de los protagonistas en cada mundo y con cada versión del personaje. Es menos imaginativo de lo que podría ser, de nuevo, pero al menos es divertido durante un rato. Y cada mundo lo dibuja un dibujante distinto, la mayoría de ellos muy buenos.

 

Aún así, no es un epílogo demasiado bueno a la serie que nunca fue la mejor de la línea, pero si fue mucho mejor. Ni un gran final para la línea tampoco, aunque es apropiado que termine en decadencia. Neutral (6)

 

 

 

Y hasta aquí ha llegado el verano. Nos vemos la semana que viene con el curso nuevo: Los Jóvenes Vengadores vuelven a clase con Cruzada de los Niños, la Era de X empieza en X-Men Legado, la Muerte de Spiderman empieza en Ultimate, continua la cuarentena en Patrulla-X y la nueva vida a lo grande de Spiderman, y termina la trilogia de Ultimate Juicio Final. Oh, y el paranoico pervertido de las barbas hace un homenaje a Lovecraft en Neonomicon. Hasta entonces, saludos transtemporales.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: